Buscar este blog

martes, 30 de julio de 2013

MOMIAS DE LOS NIÑOS DEL VOLCÁN DE LLULLAILLACO

Salta, Argentina, es uno de los lugares donde más momias, congeladas, se han hallado. Hoy quiero presentaros el caso de los tres niños, momificados, que se han encontrado en una excavación entre el 17 y el 20 de marzo del 1999 en el volcán de Llulliallaco, entre Argentina y Chile. Los 3 cadáveres corresponden a una chica de unos 15 años, una niña de 6 y un niño de 7.Se sabe que no son hermanos por su ADN, pero se cree que la mayor fue sacrificada junto a los otros dos como cuidadora, se la conoce como La Doncella. La niña pequeña tenía quemaduras de un rayo, que le da el nombre a su momificación, La Niña del Rayo. Se cree también que los pequeños eran de familias ricas y que desde su nacimiento se sabía que iban a ser una ofrenda para los dioses, sus caras y cráneos están deformados, por los estudios realizados se supone que sus deformaciones eran hechas por sus progenitores para prepararlos para el rito al que estaban predestinados. Se sabe por la historia de los Incas, que llevaban estas practicas de ofrendas vivientes, se supone que emborracharon a las criaturas, dejándolas luego a la intemperie hasta su congelación. El hecho de que se sacrificasen en este volcán es por que creían que de esa forma estarían más cerca de sus dioses, para cuando fuese el momento del encuentro con los mismos.
Sea como halla sido, este tipo de ritual, sacrificar a seres humanos, como ofrendas a los dioses, para pedir favores, sean para una mejora del tiempo o para cualquier otra cosa, me parece demasiado pagar para recolectar más riquezas, pero ha sido una realidad.

¿Cómo sería el mundo con las antenas de carga inalámbrica de Tesla?

Nikola Tesla es uno de los grandes genios del siglo XX como inventor centrado en la investigación de la electricidad, si su proyecto de una torre capaz de dar electricidad de forma inalámbrica se hubiese hecho realidad, el mundo sería muy diferente. Nikola Tesla, ese genio olvidado en su tiempo por las presiones comerciales de otros inventores, ese verdadero héroe de la ciencia de la que deberíamos avergonzarnos de no saber más de él y sí de otros no-inventores pero si buenos vendedores. Durante los últimos años su memoria está siendo rescatada. Grandes campañas en internet como la increíble hazaña de The Oatmeal para ayudar a construir un museo de Tesla han ayudado a que este inventor sea reconocido como uno de los verdaderos genios del inicio de la gran revolución de la electricidad. Uno de sus mayores inventos que nunca vieron la luz del día por no poder encontrar financiación es la Torre Wardenclyffe, o más conocida como la Torre de Tesla. Este genio creía que era capaz de encontrar la forma de transmitir energía mediante el aire, al igual como hoy en día somos capaces de transmitir datos inalámbricamente, gracias a muchas torres alrededor del mundo que harían de repetidores. Este fue un sueño tan grande que de haber encontrado los recursos para lograr crear un prototipo con su primera torre en su laboratorio de Shoreham (Nueva York), hubiese cambiado el mundo para siempre, con una de las evoluciones que tan solo podemos soñar y quizá comparar con Internet o los motores a reacción. Tesla logró ver su torre completamente terminada, pero ante la falta de dinero, se demolió en 1917. Como dato, Tesla demostró que la transmisión de energía era posible mediante inducción electrostática ¡en 1891! Tesla, maldito genio, pero qué poca suerte tuviste.
Imaginemos un mundo donde Tesla fue considerado lo que es, un genio cuyas invenciones podían cambiar el mundo. Imagina que la Torre Wardenclyffe logró terminarse y que Nikola Tesla lograse la financiación para crear una empresa que gestionase las miles de torres de carga inalámbrica por todo el mundo. Viviríamos en un mundo tan diferente, en el que se hubiesen podido avanzar décadas en muchos aspectos. Imagina que Tesla lograse hacer que se pudiese transmitir energía entre América y Europa, se hubiesen podido crear aviones eléctricos capaces de surcar el Atlántico décadas antes de que Charles Lindbergh lograse cruzar el océano sin escalas entre Nueva York y París.
Hubiésemos podido cambiar la revolución industrial creada en el siglo XIX que se movía a carbón por un sistema mucho más limpio. Las energías renovables hubiesen podido tomar un papel muchísimo más importante que el que tienen hoy en día, si las Torres de Tesla necesitarían muchísima energía para poder “repartirla”, se necesitarían grandes centrales que la generasen, como grandes centrales hidroelécticas, pero si la energía renovable tomase el relevo, se hubiese podido lograr crear un sistema de carga eléctrica inalámbrica y verdaderamente limpia. Elige cualquier aparato eléctrico en tu vida y tan intenta imaginarte un mundo donde jamás conocerías lo que es un cable de carga, o lo que es que un aparato se quede sin batería. Imagina aviones eléctricos surcando los cielos, millones de coches sin emitir CO2, industrias capaces de funcionar sin la necesidad de contaminar, marcapasos o todo tipo de tecnología en nuestro cuerpo que no necesitaría baterías, como piernas robóticas para lesionados. De acuerdo, al no terminar este proyecto nunca se logró determinar si hubiésemos podido correr algún peligro médico. También hay que entender que en 1917 el número de aparatos electrónicos es incomparable con los millones de aparatos que hoy en día necesitan de energía eléctrica para funcionar. Es bonito soñar, es indecente saber lo que se le hizo a Tesla. En nuestra mano queda dar cobijo y ánimo al próximo Tesla de nuestra generación, que espero su revolución no sea crear una red social o una App. Volvemos a necesitar un científico loco que crea que las reglas pueden reescribirse.Autor/ Manu Contreras Fuente/fayerwayer.com/2013/07/un-mundo-con-antenas-tesla/

domingo, 28 de julio de 2013

Los Indios Hopi; Una Raza Pura y Sabia

Cuando miramos a nuestro alrededor y más con la que está cayendo, a veces se siente la necesidad de ir a la naturaleza lejos del ruido y abrazarse a un árbol, caminar descalzo sobre la arena de una playa, sentir la brisa acariciando tu cara mientras contemplas el vuelo de un ave, mirar las estrellas en una cálida noche de verano.¿Por qué sentiremos esa necesidad de perdernos en la naturaleza, no será que echamos de menos algo…?Si nos adentramos en el pasado de la humanidad y concretamente en aquellas culturas milenarias y ancestrales cargadas de sabiduría, lucidez e inteligencia, encontraremos respuestas simples, que no simplonas y que hacen resonar nuestros corazones. Algunas de estas culturas, como las de la tribu de los Indios Hopi, mantienen aun hoy en día esa herencia de sabiduría y que si las escuchamos nos daríamos la oportunidad de dar un giro de 180º a nuestra existencia y así poder modificar un futuro poco halagüeño que según ellos, nos espera. En su memoria, que también es memoria genética, ya que sus tradiciones se han mantenido puras sin ser contaminadas por ninguna época ni civilización externa, reza un crudo destino de esta humanidad en el planeta tierra a los ojos de un occidental de a pie, siendo totalmente contraria la opinión de cualquier miembro de esta tribu, ya que para ellos se trata de cambios y transformaciones totalmente necesarios en la evolución del Planeta Tierra y de los humanos que la habitan, y por tanto, no le tiene miedo a dicho destino.
Los Hopi, son un pueblo nativo de Norteamérica asentados en Arizona. Se trata de los habitantes más antiguos de América. Tienen muy claro y presente en su memoria como llegaron a este planeta procedente de otro mundo y de que manera fueron trasladados a través del continente hasta donde están actualmente en “escudos voladores”; como ellos los llaman. Es de merecida mención decir que aun conservan, de su antigua artesanía, muñecos o pequeñas figuras con más de 2.000 años de antigüedad,con casco y mono de astronauta que, según ellos, eran seres que venían de las estrellas con capacidad para manejar grandes bloques de piedra y hacer enormes edificaciones y construcciones subterráneas. hopi Estos seres se fueron, pero prometieron que volverían dejando muy claro a los Hopi, que eran los depositarios de una sabiduría que tenían que trasmitir a la humanidad. Sabiduría que transmiten enseñanzas de la naturaleza y de cómo convivir con ella para mantener una esmerada conservación del planeta Tierra. Ellos insisten en tratar toda vida como sagrada; los animales, los árboles y vegetación, el agua, el planeta en entero, y tienen bastante claro e integrado en su día a día la existencia de un plan universal para la creación y conservación del mundo, de nuestro hermoso mundo.

Misteriosas nubes mastodónticas en Míchigan (EE UU)

Extrañas nubes redondas anaranjadas fueron vistas sobre la población de Michigan de Iron Mountain, una ciudad de EE.UU., haciendo parecer al cielo ‘ardiendo’ y llevando a los residentes a preocuparse del posible clima salvaje que podría venir. El residente Jason Asselin: "De repente ahí fuera todo se puso muy amarillo, se sentía extraño y misterioso. Después lentamente se vio muy naranja, era la cosa más loca que he presenciado sobre mi cabeza". "Estas nubes parecían ‘tazas de burbujas’, pero en meteorología se llaman nubes Mastodónticas. Son muy poco frecuentes en esta parte del país y muchas personas nunca han visto nada como esto antes." Las mammatocumulus que se formaron sobre Iron Mountain hizo a todo asumir una extraña coloración. Los verdes parecían más verdes, los azules más azules, y así sucesivamente.

Los OVNIS EN EL ARTE

La Virgen con el niño y San Juan infante”, obra atribuida a Sebastiano Mainardi (1466-1513) que se encuentra en el Palazzo Vecchio de Florencia La virgen con el niño y San Juan Esta obra ha sido referencia frecuente de ufólogos, que ven en la figura que flota en el cielo en la esquina superior derecha, la evidencia de un avistamiento de un OVNI. Incluso se puede aprecia a un personaje de la obra mirando hacia...
el objeto protegiéndose del sol con la mano encima de los ojos.Al lado de este personaje, se puede ver a un perro que también mira hacia el objeto.Detalle del objeto volador Parece un objeto metálico con forma de casco de barco con una cúpula o torre por la parte de arriba

LA RED DEL TIEMPO-LOS DISCOS SOLARES DE PODER

Años atrás, durante un encuentro internacional de contacto en el Lago Titicaca, algunos miembros de los grupos de Bolivia me preguntaron a boca de jarro: ¿Dónde está el Disco Solar, en Paititi, o aquí en el Lago? Aquel cuestionamiento me ponía ante una verdadera encrucijada, pues la afirmación de una u otra ubicación obedecía a importantes experiencias, vividas tanto en el Manú como en el altiplano, y que avalaban la existencia de un disco de poder, otrora en manos de los incas, y que actualmente se hallaría bajo la protección de los maestros intraterrenos. Era lógico que para quienes habían afrontado las experiencias de contacto en el Titicaca, no había duda alguna que el disco dorado se hallase allí. Y para quienes estuvieron en las expediciones a Paititi, especialmente la de 1996, tampoco había duda de que la sagrada herramienta se hallaba en algún lugar recóndito de la selva peruana, en el mítico “El Dorado” que tanto buscaban los españoles. ¿Cuál era entonces, la explicación? Con el tiempo, descubrimos la respuesta: había más de un disco… A continuación, presentaré un breve resumen de todos los datos obtenidos los últimos años sobre este tema. Conociendo la Red del Tiempo La respuesta llegaría el 24 de febrero del 2001. En un contacto físico, que me permitió acceder a la base orbital Celea (estación extraterrestre ubicada tras la Luna), el Maestro Joaquel reveló la existencia de una “Red del Tiempo”, conformada por 12 discos de poder, todos ellos “atados” energéticamente al Gran Disco Solar de Paititi y su “despertar”. En aquella oportunidad Joaquel afirmó: “Paititi es el Retiro Interior más importante de Sudamérica, pues está activo, y custodiando una de las herramientas más trascendentales de ascenso interdimensional para el planeta: El Disco Solar. Es el Disco Cósmico que fuese elaborado premeditadamente para este tiempo, cuando la Confederación decidió establecer la Hermandad de la Estrella en la Tierra. Por ello irán en su momento al desierto de Gobi, para hallar el último eslabón que los une con el Plan Cósmico y las Fuerzas de la Luz. No obstante, el Disco que protege la Hermandad Blanca del Paititi no es el único. Existen otros 12 discos repartidos en el planeta, custodiados por los guardianes en sus Retiros Interiores. Todos ellos están interconectados. Cuando el Disco Solar del Paititi sea activado, logrará una reacción en cadena con los otros Discos, formando una red de energía que permitirá al planeta Tierra dar un verdadero salto cósmico, y reconectarse con el Real Tiempo del Universo”. Extraído del “Informe Celea” (2001). En aquella experiencia, le pregunté a Joaquel (a quien conocemos con el nombre más humano de “Joaquín”) cuándo ocurriría la activación de esta Red del Tiempo, a lo que el anciano Maestro respondió: “Cuando estén listos. Y aquel momento deberá coincidir con un evento cósmico: la sincronía entre el Sol de este Sistema y el Sol Central de la Galaxia”. Más tarde supimos que ello ocurriría finalmente el 2012, cuando se produzca el giro del tiempo, como sabemos, un evento cósmico mencionado en las profecías mayas. Desde aquel entonces, diversos grupos a escala internacional, fueron constatando la existencia de estos 12 discos, repartidos todos ellos a lo largo de América. Todo empezaba a tomar forma y diversas experiencias adquirían otro matiz. En breve, los mensajes de los hermanos mayores, sugirieron acercarse a los lugares físicos donde se encontraban estas herramientas de poder, ya que con la presencia humana, en un estado adecuado de vibración, permitiría ir “despertando” esta red, hasta que llegase el momento definitivo en el año 2012. El 22 de noviembre del 2002, los Guías extraterrestre ratificaron ello en un mensaje recibido en monte Shasta: “…Sobre los discos solares de activación planetaria, ellos constituyen el soporte energético de la Tierra cuando esta ascienda al plano superior reservado, donde se producirá la conexión con el Tiempo Real. Todo aquello que emprendan por sentir y conocer los lugares donde reposan ocultos los discos forma parte de la dinámica de su activación”. (Guías de Misión). Poco a poco, se fue develando que desde Monte Shasta (norte de California) a la Antártica, se hallaba repartida esta red, bajo el objetivo estratégico de ayudar al planeta como “soporte energético” en el instante del tránsito global a una dimensión superior de conciencia. Por ello los discos fueron colocados en la franja americana, donde actualmente las energías planetarias se hallan en ascenso y los Retiros Interiores de la Hermandad Blanca activos. No sólo Monte Shasta, sino también el Valle de las Siete Luminarias en México, la Cueva de los Tayos en Ecuador, Licancabur en Chile, o Talampaya en Argentina (por citar sólo algunos lugares) fueron visitados por los grupos de contacto contando siempre con el apoyo manifiesto de los hermanos mayores. De esta forma, se pudo confirmar la ubicación de todos los discos. Concretamente en el viaje al Licancabur (el antiguo volcán que se alza dominando el desierto de Atacama), en noviembre del 2003, comprendimos también la “historia” de la Red del Tiempo. De la Lemuria al desierto de Gobi Hace decenas de miles de años, en una época perdida, en que el hombre originario del planeta caminaba erguido sobre tierras hoy sumergidas frente a las costas sur orientales de África, en el actual océano Índico, se produjo la aparición del “primer disco”. Los antiguos hombres de Lemuria habían comprendido que la Tierra se hallaba viviendo una “realidad paralela”, desfasada del Real Tiempo del Universo. Sabían que en algún momento se produciría la reconexión, así que decidieron colaborar en tal tarea, lo cual les llevó a diseñar una herramienta de poder, construida con elementos del planeta, para orientar la ruta cósmica al Tiempo Real, representada físicamente en un gran portal que se hallaría entre las órbitas de Júpiter y Saturno. Los humanos de aquel entonces, contaron con la ayuda de unas pequeñas y bondadosas criaturas del mundo subterráneo, conocidas por nosotros con el nombre de “Sunkies”. Estos seres, que descubrimos físicamente en la expedición a la Cueva de los Tayos del año 2002, en aquellos tiempos proveyeron al hombre de Lemuria los elementos necesarios para construir un gigantesco disco. Una herramienta poderosa, llena de magia y esplendor. Sin embargo, cuando los interventores extraterrestres volvieron a la Tierra, observando que se había construido esta herramienta, decidieron poner fin al proyecto lemuriano por considerarlo peligroso y excesivamente temprano para el proceso terrestre. Además, los interventores no habían registrado cómo el hombre de Lemuria pudo hacer cosa semejante, conocimiento que podría ser de suma importancia para el aprendizaje extraterrestre y la esencia del Plan Cósmico. Sé que estas afirmaciones resultan increíbles y extrañas, sin embargo esta es la información que hemos recibido en la experiencia de contacto. Los interventores dividieron en 12 partes aquel disco, y las escondieron en el mundo. Y no obstante a ello, con el tiempo, los extraterrestres llegaron a comprender el esfuerzo lemuriano, decidiendo reactivar el portento que construyeron, y que ahora se hallaba representado en 12 discos de poder, ocultos en el mundo intraterrestre: “Inteligentemente, la Confederación de Mundos de la Galaxia, encargó a la recién fundada Hermandad Blanca del desierto de Gobi la construcción de un 'disco matriz', que pudiera ensamblar a todos los discos, unirlos a todos. De esta forma, se elaboró una poderosa herramienta cósmica, una verdadera llave que conocemos como 'El Gran Disco Solar', portento que en la actualidad se encuentra custodiado y protegido en el Retiro Interior del Paititi. Los otros doce discos, también vigilados por los Maestros, fueron ubicados en lugares estratégicos. A todos se les puso una 'cerradura'. Y escondieron la 'llave'. Esa llave, es el recuerdo...” (Extracto del “Informe Licancabur”) Como recordamos, hace miles de años, en el desierto de Gobi, llegaron los 32 Mentores de la Luz para fundar la Hermandad Blanca de la Tierra. Shambhala es un recuerdo del arribo y misión de tan elevadas conciencias. Ellos construyeron un nuevo disco, el número 13, que tendría la misión de “unir” a los otros cuando llegue el momento más importante del tránsito planetario. Sixto Paz lo resume así en su artículo “Crónicas de la Tierra”: “El oro de la tierra no era de la calidad y refinamiento que se necesitaba para crear 12 discos a manera de espejos metálicos que, conectados entre sí, y con un treceavo, que era mayor, y que los ensambla a todos, debían ser ubicados en puntos estratégicos, pudieran plasmar un rumbo de conexión con la puerta cósmica de regreso al Real Tiempo del Universo. Por ello se requirió de la combinación de varios metales, siete precisamente. Pero no era suficiente la mera aleación de los metales, se requería que en su fabricación interviniera la combinación de voces, mentes y corazones del planeta y de éste tiempo alternativo”. La Activación de la Red del Tiempo Si algo quedo muy claro en los últimos viajes y experiencias, es que esta red será activada cuando el Disco Solar construido en el Gobi (y que actualmente se encuentra en Paititi) despierte, enlazando así a los otros 12. Esto sólo puede ocurrir a partir del año 2012, ya que la herramienta de Paititi depende de toda la intensidad del denominado “Rayo Sincronizador”, que fluirá completamente del Sol Central de la Galaxia a nuestro Sistema Solar en la coordenada antes mencionada. Ello ya está empezando a suceder, y de hecho se halla en incremento constante; no en vano los científicos de todo el mundo están mirando a las estrellas para encontrar alguna explicación a los recientes eventos climáticos de la Tierra y, especialmente, la inusual actividad del Sol. Como fuese, diversos estudios coinciden en que el panorama se verá más inquietante entre los próximos siete y diez años. Muchos grupos se han sentido llamados a trabajar con la Red del Tiempo. Y debo mencionar que en medio de esta faena se han percibido “discos” y “herramientas similares” en lugares fuera de América. Lo que ocurre es que antiguas civilizaciones materializaron sus conocimientos mágicos a través de la construcción de discos de oro u otros materiales, y que también se hallarían en el mundo subterráneo o etéricamente en algún importante yacimiento arqueológico, pero sin que ello se refiera a la Red del Tiempo antes mencionada. En enero del 2005, durante un encuentro internacional en Capilla del Monte, se recibieron diversos mensajes en simultáneo que aclaraban este punto: “…La Red del Tiempo, hermanos, está constituida como se les reveló por aquellos 12 discos y la herramienta de poder de Paititi que los armoniza. Los otros discos que han percibido fueron en su momento instrumentos de poder de antiguas civilizaciones desaparecidas, ajenos a la Red del Tiempo pero a cargo actualmente de la Hermandad Blanca. La Red del Tiempo se encuentra en la franja americana, como constataron, desde Monte Shasta hasta la Antártica, siguiendo una estrategia energética que procura apoyar al planeta en su ascenso desde los lugares donde las energías y los Retiros de la Hermandad Blanca se hallan activos. El origen de aquellos discos está en Lemuria, y el destino de su aporte en las estrellas que brillan en el Real Tiempo del Universo...” En otro párrafo del mensaje se afirma: “…En agosto del 2012 se espera el último viaje a Paititi. En esta jornada se despertará definitivamente el Gran Disco Solar, enlazando así a los 12 Discos de Poder, volviéndose todos uno, como en los tiempos de la antigua Lemuria”. Tanto en la última expedición a Roncador en Brasil (agosto 2004), como la maravillosa experiencia de Tierra del Fuego (el pasado 12 de diciembre) se han recibido contundentes informaciones sobre los discos. Uniendo el aporte de diversos grupos, todos coincidimos en que: Los discos “tienen vida propia”. Interactúan con uno, son “inteligentes”. En algún momento “estuvieron juntos”, unidos. Ello apunta al relato anterior en tiempos de Lemuria. A pesar de tener una ubicación física definida, los discos pueden “proyectarse”, como si se estuvieran bilocando. Este fenómeno ocurre por el ingreso gradual de la Tierra al Real Tiempo del Universo. Efectivamente, el Disco del Paititi fue el último en “construirse” (Gobi), pero su importancia estriba en que une a los demás… Los nombres de los discos Esta información empezó a fluir desde la expedición al Mato Grosso. Pero fue finalmente revelada durante el contacto físico de Tierra del Fuego, experiencia que permitió acceder a una antigua ciudad, llamada “Kayona”, hoy enterrada bajo los hielos de la Antártica. La información que recibimos, entre otras revelaciones, involucra el “nombre” de las herramientas de poder. Por su trascendental importancia, a pesar que aún no he compartido abiertamente los detalles de la experiencia en Ushuaia, pongo aquí, a consideración de quien lee estas líneas, los “sonidos” o “mantrams” de la Red del Tiempo: LA RED DEL TIEMPO Los Discos Solares de Poder Monte Shasta: Emanashi Valle Siete Luminarias: Sipenbó Ciudad Blanca: Aromane Guatavita: Xemancó Roraima: Urinam Cueva de los Tayos: Jasintah Paititi: Ilumana Lago Titicaca: Demayon Licancabur: Ramayah Talampaya: Mitakunah Sierra del Roncador: Omsarah Aurora: Ulimen Antártica: Ion Siento que la revelación de estos “sonidos” juega un papel fundamental en la activación de la Red del Tiempo. No en vano ingenieros de sonido de Chile y Perú me han comentado, investigando el tema de los discos solares, que es totalmente coherente aquello de los 12 discos y uno adicional (el de Paititi) como “armonizador”. Según ellos, los 12 discos actuarían como la escala musical de 12 notas (generalmente se habla de siete, pero la escala completa, con tonos y semitonos, llamada “escala cromática”, está compuesta de 12 notas…). Por esta razón ellos deducen que el disco de Paititi funcionaría, en términos musicales, como un “resonador”, que podría efectivamente armonizar a toda la red. Esta información, que me tiene ocupado estos días, no sólo involucra la música, sino una serie de conocimientos de naturaleza científica. Algunos le llaman “aritmética modular”. Por ejemplo: el reloj y la escala cromática constituyen un módulo 12; la repetición de los días de la semana un módulo 7; la aritmética interna del ordenador es del tipo “encendido-apagado”, por tanto es un módulo 2. Estos principios matemáticos (hay otros más complejos) se hallan dentro de la música. Bajo ese concepto, hallamos las denominadas “repeticiones”, “simetrías” y “patrones”, para explorar el efecto del sonido. Todos los ingenieros de sonido saben que la repetición es, probablemente, el procedimiento más usado en música. La repetición constante puede causar un “efecto hipnótico”. También puede provocar una adaptación del oído, como cuando dejamos de percibir el sonido de una lámpara fluorescente. De hecho son muchos datos interesantes que deben ordenarse. Sin embargo esta teoría cobra fuerza ante la revelación de los nombres o sonidos de los discos. Debo subrayar que la lista antes presentada de los discos obedece a su ubicación geográfica de norte a sur. Aún no tenemos la certeza de que los “sonidos” de la Red del Tiempo siguen este patrón. Pero estamos en esa investigación. En fin, la información que han venido reuniendo los grupos de contacto en estos años, resume lo siguiente: Originalmente, se creó un solo disco, gigante, en la época de la Lemuria. Los Sunkies habrían ayudado proveyendo de piedras de poder a los hombres. Con la ayuda de esta herramienta, la antigua gente de Lemuria procuraba comprender el Real Tiempo del Universo. El disco fue separado en 12 partes. En 12 pequeños discos. Al parecer, esta fue una acción supervisada o ejecutada por observadores extraterrestres, que consideraron inoportuna la intención de conectar con el Tiempo Real en aquella época. Probablemente este episodio guarde relación con lo que los Guías revelaron en la experiencia de La Nevera, República Dominicana. Los discos fueron escondidos en la Tierra. Nadie sabía donde se hallaban. Ni siquiera muchos de los visitantes estelares que llegaban a nuestro mundo. Los discos fueron ubicados e instalados en lugares estratégicos para la elevación del planeta. Enclaves que hoy en día funcionan como Retiros Interiores de la Hermandad Blanca. Por ello tenían que ser ubicados en América, ya que allí las energías se elevarían con mayor fuerza, tal como lo sostienen hoy en día los lamas tibetanos. Con el arribo de los 32 maestros cósmicos al desierto de Gobi, se dispone la creación de un nuevo disco (el que ahora se encuentra en Paititi), con la intención de enlazar lo que fue separado en el pasado. Sin embargo, ello no sería tan fácil: el actual disco de Paititi sólo se activaría cuando se produzca la sincronización del Sol central con el nuestro, evento sobrenatural que empezaría a tomar fuerza el año 2012. Cuando ello ocurra, aquel disco unirá a los 12, que volverán a ser uno, como en los tiempos de la lejana Lemuria. Y hay más datos. Importantes y reveladores. Sin embargo estamos aguardando su debida confirmación para complementar equilibradamente todo lo recibido hasta hoy. Ciertamente, se ha iniciado el despertar de Lemuria. por Ricardo González del Sitio Web LegadoCosmico

martes, 23 de julio de 2013

La conexion egipto-irlandesa

La historia de la princesa Scota En 1955 , el arqueólogo Dr. Sean O'Riordan del Trinity College de Dublín , hizo un interesante descubrimiento durante una excavación del Montículo de rehenes en Tara , el sitio de la realeza antigua de Irlanda. Edad del Bronce del esqueleto se encontraron restos de lo que ha dicho ser un príncipe joven , todavía con un collar de perlas raras loza , hecho de una pasta de minerales y extractos de plantas que habían sido despedidos. El esqueleto fue fechado de carbono alrededor del año 1350 antes de Cristo. En 1956 , JF Thomas Stone y LC informó de que las cuentas de fayenza egipcia fueron : "De hecho, cuando se compararon con cuentas de fayenza egipcia, que se consideraron no sólo de fabricación idénticos, sino también de diseño a juego . El famoso niño rey Tutankamón , fue sepultado en la misma época como el esqueleto de Tara y el collar de oro alrededor del cuello no tiene precio su momia fue coincidente con incrustaciones de perlas de forma cónica , loza azul- verde " . Un collar de casi idéntica fue encontrado en un montículo funerario Edad del Bronce en el norte Molton , Devon. Lorena Espinoza en su libro de peso , Reino de la nave, revela conexiones arqueológicos entre Egipto e Irlanda. Evans sostiene que las conexiones entre las dos tierras lejanas eran verosímiles y no hay evidencia arqueológica para apoyar la teoría . En 1937 en North Ferriby , Yorkshire, los restos de un antiguo barco fueron descubiertos. Si bien cree que es un drakkar vikingo en un primer momento , la excavación continuó producido buques adicionales , que naufragó en una tormenta. La investigación adicional demostró que los barcos eran mucho mayores de barcos vikingos y eran de un tipo que se encuentra en el Mediterráneo. Se concluyó que estos barcos se originó a partir de 2000 años antes de la era vikinga y de radiocarbono fueron fechados alrededor de 1400 a 1350 antes de Cristo. Evans se realiza conexiones a argumentar que estos barcos podrían proceder de Egipto, como el calendario se ajusta a la datación de las cuentas de fayenza . Al investigar los orígenes del pueblo de Escocia en el manuscrito de Bower, la Scotichronicon , descubre la historia de Scota , la princesa egipcia y la hija de un faraón que huyeron de Egipto con su marido Gaythelos con un gran séquito de personas que llegan a un flota de barcos . Se asentaron en Escocia por un tiempo entre los nativos , hasta que fueron obligados a abandonar y aterrizó en Irlanda, donde se formaron los escotos , y sus reyes se convirtió en los grandes reyes de Irlanda. En siglos más tarde, regresó a Escocia , derrotando a los pictos , Escocia y dar su nombre. Evans se plantea la pregunta : ¿Fue el collar Tara un regalo de los egipcios a un jefe local después de su llegada ? ¿O era el príncipe de Tara en realidad el propio Egipto ? De acuerdo al manuscrito de Bower , descendientes Scota fueron los grandes reyes de Irlanda. En su búsqueda para descubrir la verdadera identidad de " Scota , " ya que no era un nombre egipcio , se encuentra dentro del manuscrito de Bower que el padre es en realidad Scota nombrado como Achencres ser, una versión griega de un nombre egipcio . En la obra de Manetón , un sacerdote egipcio , Evans descubre la traducción del nombre, el Achencres faraón no era otro que Akenatón, que reinó en el marco de tiempo correcto de 1350 antes de Cristo. Evans cree que fue Scota Meritatón , la hija mayor de Akhenaton y Nefertiti . La hija mayor de tercera , Anjesenpaaten , se casó con su medio - hermano, el rey Tutankamón , hijo de Akenatón y su esposa secundaria , Kiya . El cambio polémica religiosa al dios Atón causó un conflicto con el sacerdocio de Amón , que reafirmó su autoridad después del reinado de Ajenatón terminó y él desapareció de la historia . Este conflicto y las muertes se rumorea por la peste habría sido la motivación suficiente para que la hija mayor del faraón a aceptar un príncipe extranjero en el matrimonio , en lugar de ser la mujer de Tut como hubiera sido normal de protocolo, y huir del país en conflicto . ¿Qué sucede con Scota y su gente ? Para ello, tenemos que volver de nuevo a los mitos de las personas que habitan en Irlanda en ese momento, los Tuatha de Danaan , los niños mágica de la diosa Danu : " Fueron ellos los que originalmente estableció el sitio de Tara , en el valle del río Boyne , como la toma de posesión ritual y lugar de enterramiento de los antiguos reyes de Irlanda. Ellos se consideraban generalmente como los dioses y las diosas de las tribus celtas , pero se cree que sus verdaderos orígenes fecha más hacia el fondo " la prehistoria. ¿Podría el Danaan tal vez incluso de haber sido los descendientes de la tierra perdida de la Atlántida , los migrantes a Irlanda después de su destrucción final , que se estima por Edgar Cayce haber sido alrededor de 10.000 antes de Cristo ? Cayce afirma en varias lecturas psíquicas que los atlantes emigraron a las partes de la península de Yucatán y posteriormente en América del Norte para fusionarse con los constructores de montículos nativa existente en la región de Ohio. Como Tara es también un sitio sagrado montículo , podría haber una conexión ? Es una especulación interesante, y si los «Hijos de Mil " eran de hecho los egipcios , no hay otra conexión a las culturas constructoras de montículos , como montones de tierra sagrada sepultura fueron los orígenes de las estructuras piramidales que siguió en la evolución de la construcción de pirámides en Egipto. ¿Pudo haber sido un lazo común a estas dos culturas , unidos una vez más a la Colina de Tara ? Tal vez eso también podría explicar en parte el antiguo significado simbólico del lugar, un lugar de unión sagrada de dos culturas con un hilo de identidad común. En los Anales de los Cuatro Maestros , que data de 1632-36 , el marido de Scota se nombra Éremón , y es Éremón y Eber que dividir la tierra de Irlanda entre ellos, con Éremón en el norte y Eber en el sur. Lo que es interesante para mí de esta versión es la similitud entre la división de Irlanda y la división del propio Egipto . Egipto estaba dividido en Alto y Bajo Egipto , unificados por una ciudad central de conexión , Memphis . Si tenemos en cuenta los mitos existentes de leyendas de Irlanda, que también se dividió para tener un sitio central de la unidad, conocido como Mide , el omphalos de Irlanda. Dentro Mide es donde la Colina de Tara se encuentra , como un sitio de la realeza de alta , lo que representa la unidad de la tierra y todos los de su pueblo. Lamentablemente , es en la batalla por Irlanda en Slieve Mish , según consta en el Lebor Gabala , que se reúne Scota un final trágico y se mata. Después de su muerte en esta batalla , la guerra continúa en la Tailtinn en contra de los tres reyes de los Tuatha de Danaan , los maridos de las Diosas Banba , Fodla y Ériu : MacCuill , MacCeacht y MacGreine . Los hijos de Mil , después de prolongada batalla , conquistó a los dánaos y de ocupa el asiento de Tara. Según el manuscrito Bower, Scota fue enterrado "entre Sliab Mis y el mar ", y su tumba, Fert Scota , se encuentra en un valle situado en Glenscota . La ubicación exacta del lugar de descanso Scota sigue siendo un misterio , al igual que los detalles de su pasado, que ralentizan se dio a conocer . Al igual que con muchos mitos, una persona real prestó su personalidad e identidad al paisaje de la tierra se convirtió en una parte de , dando su nombre Escocia , dando a los celtas una capa adicional de su patrimonio único que es poco reconocido todavía algo nuevo en la teoría , como las verdades de la historia hacen su desentrañar lenta de sus hilos . Sé por mi propia experiencia intuitiva que más de la historia de Scota y la conexión de Egipto a los celtas que de hecho, por revelada. En el solsticio de verano de 2006 , tuve este sueño sobre Tara y su importancia como un sitio sagrado para la sanación de nuestro mundo, de encontrar la unidad entre nuestro actual estado de caos: "A pesar de excavación Tara , estamos en busca de pruebas de la realeza, una conexión egipcia. Me muestra que hay dos conexiones : un árbol , como en el árbol de la vida . Otra cosa espirales con el árbol de conectar y hacer una tercera vía , un camino entre los mundos. Me han dicho que a medida que cavan que van a encontrar cosas que pueden estar en Inglaterra, pero que Irlanda y la Colina de Tara se llena de perlas. Perlas de la realeza muestran el mar , la soberanía, el verdadero centro de la realeza, un centro que gobierna sobre todos. Me muestra dos cadenas de ADN de serpiente , liquidación juntos, como las vides, y estas dos fibras retorcidas están conectados a Tara. Las perlas son la piedra del mes de junio, y la rosa es también la flor de ese mes. La Rosa de Tralee viene a la mente y sus conexiones con su concurso de reina de belleza , reina, la rosa. Tara como el sitio de Reinado , el hermoso centro de la rosa. Me han dicho más sobre las perlas bellos y admirados Tara, las perlas de la corona, de encontrar esta raza perdida de la realeza , una vez más , que no se encuentra en Inglaterra, me han dicho. La diosa está en Tara , en el centro , mirando hacia Irlanda, Escocia, e Inglaterra , y me mostró una trinidad . Pie en Tara y en virtud del mismo , mostrando el camino entre el arriba y abajo, el camino entre la trinidad , con ella en el centro, y que Ella , además de la Tierra , además de la gente , la igualdad de los Tres Sagrado. Ella me dice que Ella es la Madre del niño en mis visiones , el hijo sagrado que también será mi hijo un día , y donde encontrarlo para llevarlo a casa . Los irlandeses eran una raza de persecución, perseguidos por el Inglés , por lo que me han dicho que los conquistadores de la historia no pueden ser líderes de nuestra historia futura . Debido a los últimos , ningún pueblo los seguirá. Pero esto no es el caso de los irlandeses , a los verdaderos líderes del pueblo se unen los tres , ella dice, la gente , Ella, la Tierra . Ella me deja con la sugerencia de que los irlandeses son una mezcla de tres razas, no sólo uno de ascendencia europea , y esto también es importante para dirigir nuestro camino hacia nuestro futuro para entender nuestra unidad y nuestra igualdad , nuestra armonía con la Tierra , con Su ". Después de que el sueño terminó , pensé en el significado de los celtas , del ideal de luchar por la unidad, de las leyes Brehon , de la igualdad. Me di cuenta que mi nombre es significativo a este mi simbolismo - el apellido era originalmente de Adán antes de que mi bisabuelo lo cambió, lo que significa la tierra roja, las primeras personas , las cinco carreras en una . Y entonces me di cuenta así la conexión de Tara. Hacia atrás, Ta -ra se convierte en Ra -Ta , el sacerdote de un egipcio de vidas pasadas de Edgar Cayce que ayudaron en la construcción de las pirámides. Entonces lo tomó un paso más allá de recordar que los nombres del creador dios egipcio Ptah y , por supuesto, el dios del sol Ra combinado convertido en Ptah -Ra . Era el nombre de Tara , que se deriven de alguna manera a esos orígenes de Egipto ? La fabricación del rey sol Ra o se deriva del poder del té , la Diosa , en su unión con él . Por supuesto, dentro de la cultura egipcia, Isis, que se celebró el sagrado nombre de Ra , así que era ella quien tenía el poder secreto para crear más de todos los dioses y diosas de Egipto. ¿Y el niño sagrado de mi propia visión , un niño de piel oscura y cabello oscuro ? En una visión, él estaba caminando sobre un montículo sagrado, como si fuera Montículo Brígida en Glastonbury , pero definitivamente era celta. ¿Estaba el príncipe perdido en el Montículo de rehenes a quien identifica como Evans Egipto , capturando mi atención hace muchos años para conducirme en este viaje , de conectar las culturas de dos países muy variante ? ¿Es realmente el alma de mi hijo por nacer , una conexión atadas en su totalidad al final para mí en mi propio viaje personal también? Las preguntas acerca de Tara y sus secretos siguen , como mi propia búsqueda para descubrir más respuestas comienza . FUENTE: http://www.book-of-thoth.com/article1693.html

Xibalbá, el inframundo maya

Durante siglos, los pueblos que habitaron el mayab desarrollaron una fascinante mitología para explicar el mundo que les rodeaba. En esta particular concepción del cosmos, la sangre, los sacrificios, las prácticas mágicas y la creencia en el reino de los muertos –el Inframundo– conformaron un sistema de creencias que hoy nos resulta macabro y fascinante a partes iguales. Los antiguos mayas desarrollaron una complejísima mitología, plagada de seres divinos y sobrenaturales, cuyas acciones influían de forma irremediable en la naturaleza y los seres humanos. Estas divinidades mayas eran seres muy poderosos, aunque no omnipotentes, pues estaban marcadas, al igual que los hombres, por ciertas limitaciones físicas como la sed o el hambre, que sólo podían ser satisfechas mediante la acción humana (generalmente mediante sacrificios de sangre). Pero además, el panteón maya estaba compuesto por deidades sometidas a pasiones semejantes a las de los simples mortales, dando rienda suelta por ejemplo, a la ira o la rabia. Entre el amplio abanico de dioses, en el que destacan el dios celeste Itzam Na o Itzamná, el astro rey Kinich Ahaw, la diosa Luna Ixchel o el señor de la lluvia Chac, sobresalen también otro grupo de dioses terrestres, vinculados a las entrañas de la tierra y al Inframundo, “el lugar del Temor”. Y es, precisamente este aspecto de la religiosidad maya, uno de los más apasionantes de dicha civilización: su llamativo interés y fascinación por el “Otro Mundo”, en torno al cual tejieron multitud de ritos, creencias y costumbres. LOS DOMINIOS DEL INFRAMUNDO Para los antiguos mayas, la muerte no era el fin definitivo de la existencia, sino que creían que el alma del difunto se trasladaba al Inframundo (llamado Xibalbá por los quichés y Metnal por los yucatecos). Aquel otro mundo se ubicaba en las entrañas de la tierra, bajo la selva y más allá de las masas de agua, constituyendo una especie de reflejo siniestro del mundo de los vivos. Sin embargo, a pesar de este carácter “oscuro”, no sería un equivalente del infierno judeocristiano, pues el alma no recala allí a modo de castigo, sino que es su destino lógico. Este “otro mundo” es, en definitiva, la región de los muertos, la esfera de los dioses y los antepasados, que al morir se convertían ellos mismos en divinidades.En su inquietante periplo por el Inframundo, descrito en el Popol Vuh (el Libro del Consejo de los mayas quichés), los gemelos Hunahpú e Ixbalanqué (como veremos más adelante) recorren un escenario siniestro y lleno de peligros. No es de extrañar, pues Xibalbá está dominado por terribles moradores. Según el Popol Vuh, los soberanos del Inframundo son Hun Camé y Vucub Camé (Uno Muerte y Siete Muerte). Junto a ellos, descubrimos siete parejas de divinidades, encargadas de acabar con la vida humana en la tierra. Ahalpuh y Ahalcaná (Productor de pus y Productor de bilis), tenían la función de “hinchar a los hombres y hacerles brotar pus”. Xquiripat y Cuchumaquic (Lazo corredizo y Jefe de la sangre), provocaban “derrames de sangre en los hombres”. Por su parte, Quicxic (Halcón de sangre) y Patan (el Cazador), sorprendían a los “hombres en los caminos, haciéndoles llegar la sangre a la boca hasta que morían vomitando sangre”. Y así, hasta completar la lista de siete parejas de dioses dotados de nombres sorprendentes y macabros. Otros textos mayas, como el Chilam Balam de Chumayel (El Libro de las cosas ocultas), mencionan a otras divinidades de la región de los muertos. La denominación más habitual es la de Kisín, “el flatulento”, apelativo que hacía alusión a la fetidez que emanaba, propia de la muerte. A pesar de ser la morada de los difuntos, el Inframundo no era una región “estanca”. De hecho, los mayas creían que, en ocasiones, los fallecidos podían regresar al mundo de los vivos, interviniendo en los asuntos de éstos. Estas “visitas” aparecen reflejadas en algunas representaciones artísticas como, por ejemplo, en el llamado dintel 15 de Yaxchilán, donde se muestra a una mujer que presencia la aparición de un muerto, acompañado de una serpiente de gran tamaño que alude a su procedencia.Del mismo modo, los vivos también pueden realizar el viaje inverso, adentrándose temporalmente en el territorio de las tinieblas, especialmente durante los sueños o mediante del uso de drogas alucinógenas (ver anexo). Esta comunicación es posible, entre otras cosas, por la existencia de vías de entrada y salida al Inframundo. Algunas de ellas son ciertos templos, como los denominados teratomorfos que abundan en la península del Yucatán. Estas construcciones se asemejaban a grutas artificiales –las cuevas se consideraban entradas a Xibalbá, al igual que lagos o cenotes– y penetrando en ellos se podía entrar en contacto con dioses y antepasados. Otros edificios, de estructura laberíntica, habrían jugado un papel simbólico similar. En este caso podrían haber actuado como escenarios para el descenso ritual de los gobernantes mayas a Xibalbá, como explica el experto español Manuel Rivera Dorado. Estas ceremonias tendrían por objeto rememorar el descenso de los gemelos Hunahpú e Ixbalanqué lo que les permitiría obtener una forma de legitimar su poder. RITOS FUNERARIOS Los arqueólogos encargados de estudiar los vestigios de las costumbres mortuorias de los antiguos mayas se han tenido que enfrentar a la dificultad que constituye la enorme variedad de tipologías de enterramientos. Los mayas practicaban tanto la inhumación como la cremación, y las variedades de las tumbas van desde simples agujeros en la tierra hasta ricas cámaras mortuorias. Algo similar ocurre con las posturas que presentan los cadáveres, colocados de mil formas diferentes. De todos modos, y a pesar de esta gran diversidad, los estudiosos han podido determinar ciertas características. Generalmente, los difuntos eran enterrados en su propia vivienda o en los lugares donde habían ejercido su trabajo. En otros casos, han detectado varias fases en los enterramientos, que incluso podrían estar separadas por años. Primero se realizaría un entierro inicial para, años después, llevar a cabo el definitivo, que podría acompañarse de una limpieza de la osamenta, eliminando restos de carne y otras adherencias. Paralelamente, en algunos enterramientos es frecuente encontrar diversos objetos que formarían parte del ajuar mortuorio, lógicamente con algún significado simbólico relacionado con la otra vida. Una de las piezas encontradas de forma recurrente consiste en una máscara (de jade, estuco o madera) que se colocaba sobre el rostro del difunto. Según los estudiosos, estas máscaras podrían haber servido para aludir al cambio de condición de su portador (de la vida terrena a la “subterránea”), constituyendo una especie de ceremonia de regeneración.Otro de los objetos encontrados habitualmente junto a los difuntos, en ocasiones en gran número, es el espejo. En la compleja religiosidad maya, estos “mágicos” utensilios, capaces de reflejar las imágenes, constituían un inmejorable medio de contacto con Xibalbá, al que al mismo tiempo simbolizaban. Todo parece indicar que este tipo de ritos funerarios estarían enfocados a favorecer el viaje del difunto al más allá, una circunstancia que algunos investigadores han comparado con las prácticas funerarias egipcias, donde también resultaban indispensable seguir correctamente una serie de pasos que garantizaban un exitoso viaje del difunto al más allá. En muchas ocasiones, se han descubierto de forma paralela restos de otros difuntos junto al “principal”. Al parecer, estos cadáveres “secundarios” pertenecían a personas sacrificadas con la finalidad de que el difunto gozara de un acompañante en su viaje al Otro Mundo, como sucede en la tumba del rey Pacal de Palenque. En otros casos, los fallecidos no se hacían acompañar en su viaje al más allá por víctimas de sacrificios, sino que contaban con el auxilio de habitantes del Inframundo, conocidos como wayob (literalmente, “espíritus compañeros”). Estos seres residentes en Xibalbá no son dioses, ni tampoco espíritus comunes, pero su carácter sagrado les permite auxiliar al alma del difunto durante las distintas pruebas a las que se ve sometido en su viaje. En opinión de los especialistas en mitología y religiosidad maya, los wayob son espíritus protectores que actúan como psicopompos (guías de almas), dirigiendo a los fallecidos y haciéndoles comprender dónde se encuentran y cuál es su nuevo estado. .planetasapiens.com

Dos relatos sobre viajes en el tiempo y el espacio

Un Hotel en otra Dimension Todo empezó de manera bastante inocente en octubre de 1979, cuando dos parejas de Dover, Inglaterra, emprendieron juntas unas vacaciones, con intención de viajar por Francia y España. Terminó en un viaje que les llevó a otro mundo. Geoff y Pauline Simpson y sus amigos Len y Cynthia Gisby subieron a un barco que les llevó a través del Canal de la Mancha a la costa de Francia. Allí alquilaron un coche y siguieron hacia el norte. A eso de las 9:30 de aquella primera noche del 3 de octubre, empezaron a cansarse y buscaron un sitio donde pernoctar. Salieron de la autopista cuando vieron un motel de lujoso aspecto. Len entró y encontró en el vestíbulo a un hombre que vestía un extraño uniforme de color ciruela. El hombre dijo que no había habitaciones libres en el motel, pero que había otro, más pequeño, siguiendo la carretera hacia el sur. Len le dio las gracias y él y sus compañeros continuaron adelante. Durante el camino, les chocó la rareza de la estrecha carretera empedrada y de los edificios ante los que pasaban. También vieron unos carteles anunciadores de un circo. «Era un circo muy anticuado -recordó más tarde Pauline-. Por esto nos interesó tanto.» Por último vieron los viajeros un edificio largo y bajo con una hilera de ventanas brillantemente iluminadas. Algunos hombres estaban en pie delante de aquél y, cuando Cynthia habló con ellos, le dijeron que aquello era una posada, no un hotel. Los amigos continuaron por la carretera hasta que vieron dos edificios; uno de ellos era un cuartel de la Policía y el otro una casa anticuada de dos pisos y con un rótulo que decía «Hotel». En su interior, todo era de madera sólida. No había manteles sobre las mesas, ni señales de comodidades modernas como teléfonos o ascensores. Las habitaciones no eran menos extrañas. Las camas tenían sábanas gruesas y ninguna almohada. No había cerraduras en las puertas, sino solamente pestillos de madera. El cuarto de baño que tuvieron que compartir las parejas tenía instalaciones anticuadas. Después de cenar, volvieron a sus habitaciones y se durmieron. Se despertaron cuando se filtró la luz del sol a través de las ventanas, que no tenían cristales y sí, solamente, postigos de madera. Volvieron al comedor y tomaron un sencillo desayuno con un café «negro y horrible», recordó Geoff. Cuando estaban sentados allí, una mujer en traje de noche de seda y llevando un perro debajo del brazo se sentó delante de ellos. Aquello era extraño -dijo Pauline-. Parecía que acababa de venir de un baile, pero eran las siete de la mañana. Yo no podía dejar de mirarla. Entonces entraron dos caballeros. -No se parecían en nada a los gendarmes que vimos en otros lugares de Francia -observó Geoff-. Sus uniformes parecían muy antiguos. Estos eran de un azul muy oscuro y los oficiales llevaban capas sobre los hombros. Sus sombreros eran grandes y con picos. A pesar de estas rarezas, las dos parejas lo pasaron bien y, cuando volvieron a sus habitaciones, los dos maridos tomaron separadamente fotografías de sus esposas de pie junto a las ventanas cerradas. Al salir, Len y Geoff hablaron con los gendarmes sobre la mejor manera de llegar a la autopista de Aviñón y a la frontera española. Los oficiales parecieron no comprender la palabra autorouet y los viajeros presumieron que habían pronunciado mal la palabra francesa. Las instrucciones que les dieron fueron muy deficientes; irían a parar a una vieja carretera apartada varios kilómetros de su camino. Decidieron emplear el mapa y seguir una carretera más directa. Después de cargar el coche, Len fue a pagar la cuenta y se sorprendió cuando el director le pidió solamente diecinueve francos. Presumiendo que había un error, Len le explicó que eran cuatro y que habían cenado allí. El director asintió con la cabeza. Len mostró la factura a los gendarmes, los cuales le dijeron sonriendo que la cuenta era correcta. Pagó en dinero efectivo y salió antes de que pudiesen cambiar de idea. A su regreso, después de pasar dos semanas en España, las dos parejas decidieron detenerse de nuevo en aquel hotel. La estancia había sido agradable y los precios ciertamente no tenían rival. La noche era fría y lluviosa, y la visibilidad, escasa; pero encontraron el desvío y observaron los carteles del circo que habían visto la otra vez. -Indudablemene, es ésta la carretera -declaró Pauline. Lo era, pero no había ningún hotel junto a ella. Pensando que se habían equivocado, volvieron atrás hacia el motel donde el hombre del traje de color ciruela les había dado la dirección. El motel estaba allí, pero no había nadie vestido de aquella manera, y el recepcionista negó que semejante individuo hubiese trabajado nunca allí. Las parejas recorrieron tres veces la carretera en ambas direcciones buscando algo que ahora empezaban a comprender que ya no estaba allí. Había desaparecido sin dejar rastro. Se dirigieron hacia el norte y pasaron la noche en un hotel de Lyon. La habitación con dos comodidades modernas, el desayuno y la cena les costó 247 francos. A su regreso a Dover, Geoff y Len hicieron revelar sus respectivos rollos de películas. En ambos casos, las fotografías del hotel (una tomada por Geoff y dos por Len) estaban en la mitad del rollo. Pero cuando recogieron las fotos, faltaban las tomadas en el interior del hotel. No había negativos estropeados. Cada película tenía el número completo de fotos. Era como si aquéllas no hubiesen sido tomadas, salvo por un pequeño detalle que observó un reportero de televisión de Yorkshire: «Había indicios de que la cámara había tratado de hacer correr el rollo en mitad de la película. Unos agujeros producidos por ruedas dentadas en los negativos perjudicaban éstos». Las dos parejas guardaron silencio sobre su experiencia durante tres años, contándola solamente a los amigos y la familia. Un amigo encontró un libro en el cual se decía que los gendarmes llevaban los uniformes descritos antes de 1905. En definitiva, un reportero del periódico de Dover se enteró y publicó el relato del suceso. Más tarde, una emisora local de televisión transmitió una versión dramatizada de la experiencia. En 1985, un psiquiatra de Manchester, Albert Keller, hipnotizó a Geoff Simpson para ver si podía recordar el peculiar acontecimiento. Bajo hipnosis, no añadió nada nuevo a lo que conscientemente recordaba. Genny Randles, escritora británica que investigó el extraño episodio, se pregunta: «¿Qué ocurrió realmente a los cuatro viajeros en la Francia rural? ¿Fue un resbalón en el tiempo? Si fue así, una se pregunta por qué el director del hotel no se mostró sorprendido ante su vehículo y su indumentaria futurista y por qué aceptó moneda de 1979, que ciertamente habría parecido extraña a cualquiera que hubiese vivido en aquel tiempo pasado.» Los viajeros -tal vez viajeros en el tiempo- no se lo explican -sólo sabemos que ocurrió- dice Geoff. Teletransportados La extraña historia empezó de una manera bastante vulgar el 3 de junio da 1968. El doctor Gerardo Vidal y su esposa, de Maipú, Argentina, habían ido a Chascomus para asistir a una reunión de familia. Otra pareja de Maipú, también parientes de la familia, asistió igualmente. Los vecinos viajaban en coches separados y, a hora avanzada de la tarde, ambas parejas emprendieron el regreso a casa. Pero, al ver que los Vidal no llegaban, sus vecinos volvieron atrás en su coche, temiendo que hubiesen sufrido un accidente. En el trayecto de 120 kilómetros hasta Chascomus, no vieron rastro de los Vidal ni de su coche. De nuevo en Maipú, llamaron a los hospitales sin obtener ninguna información. Cuarenta y ocho horas más tarde, el señor Rapallini, en cuya casa se había celebrado la reunión, recibió una llamada a larga distancia desde Ciudad de México. Era el doctor Vidal, que dijo que su esposa y él estaban bien y que volverían en avión a Buenos Aires. Pidió a su pariente que fuese a recibirles en el aeropuerto. Amigos y parientes estaban esperando cuando la pareja descendió del avión, llevando la misma ropa que vestían cuando habían salido de la fiesta. La señora Vidal, que parecía muy excitada, fue llevada inmediatamente a un hospital privado, aquejada, según una noticia de Prensa, de una «fuerte crisis nerviosa». El doctor Vidal contó una historia increíble sobre lo que les había ocurrido en los dos días anteriores. Dijo que, durante su vuelta a casa, habían entrado en una espesa niebla; tan espesa que no podían ver nada. Y entonces, súbitamente, se hizo de día. Estaban en una carretera desconocida. Y cuando el médico se apeó de su coche, descubrió que toda la pintura había sido eliminada de la carrocería de su automóvil. Paró a un motorista para preguntarle dónde estaban, y el hombre le dijo que en las afueras de Ciudad de México. Más tarde, cuando fue la pareja al Consulado de Argentina, se enteraron de que habían transcurrido dos días desde que habían entrado en la niebla. El incidente causó sensación en Argentina. «A pesar del halo de fantasía que parece envolver la historia de los Vidal -observó el periódico La Razón-, hay ciertos detalles que no dejan de preocupar incluso a los más incrédulos: el ingreso de la esposa de Vidal en una clínica de Buenos Aires; la demostrada llegada de la pareja en un avión en vuelo directo desde México; la desaparición del coche; la intervención del Consulado; la seria actitud de la Policía de Maipú en relación con el suceso, y la llamada telefónica desde México a la familia Rapallini.» Todo esto hace que sea un relato que la gente debe esforzarse en comprender. Fuente: Historias recogidas de Internet.. hace algunos años--por jose garcia

Extrañas ofrendas bajo el Templo de la Serpiente

Emplumada--Investigadores del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) de México se encontraban recorriendo las tres halladas recientemente bajo el templo de la Serpiente Emplumada, en Teotihuacán, y se encontraron con un descubrimiento todavía más extraño y formidable: se trata de al menos cien objetos metálicos de unos 1.800 años de antigüedad. Estos objetos, que miden entre 4 y 12 centímetros, están siendo estudiados en detalle por los científicos de INAH; hasta ahora pudo saberse que poseen un núcleo de arcilla y otros materiales orgánicos, y estaban recubiertos de pirita, metal que al oxidarse se convirtió en jarosita. Según los especialistas, estos objetos habrían tenido forma cilíndrica, y se evalúa la hipótesis de que hayan sido usados como ofrendas. Ahora el túnel será explorado por el robot Tiáloc II-TC, y gracias a la tecnología de sus cámaras los investigadores podrán observar qué se esconde en él; por el momento, se muestran confiados de que este recorrido los conduzca a alguno de los secretos mejor guardados de la historia de la cultura teotihuacana, tal vez la morada de sus gobernantes. Simultáneamente han aparecido diversas versiones acerca de la naturaleza de los extraños objetos metálicos, ya que en nada se parecen a otra ofrendas encontradas anteriormente; algunos, incluso, se han aventurado en la hipótesis de que serían pruebas del paso de una cultura extraterrestre por la región. Fuente: http://noticias.tuhistory.com/ — con Higinio Jimenez.

El Sol de Cristal: Tecnología perdida de los Antiguos

Robert Temple reconstruye la historia completamente olvidada de la tecnología de la luz en la antigua civilización. Remontándose al menos a 2600 A.C. en el Imperio Antiguo de Egipto, pero desconocida para los arqueólogos y los historiadores, una ciencia de la óptica y una sofisticada tecnología para la fabricación de lentes era generalizada y fundamental en los tiempos antiguos. Los antiguos pitagóricos griegos del siglo quinto antes de Cristo creían que el sol era una gigantesca bola de cristal, más grande que la tierra, que reunía la luz ambiental que rodeaba el cosmos la reflejaba a la tierra, actuando como una lente gigante. ¿Una lente gigante? ¿En el siglo quinto antes de Cristo? Tal vez fue porque nadie hasta ahora ha estado dispuesto a reconocer que los lentes existieron en la antigüedad, y que la idea de sol de cristal fue pasada por alto, y nunca se ha sido descrita en ningún libro sobre historia, ciencia o filosofía. Sin embargo, aparece en mi libro The Crystal Sun. Entonces, ¿qué es todo esto acerca de antiguos lentes? ¿Seguramente algún error? El hecho es que he localizado a más de 450 lentes antiguos en los museos durante todo el mundo, y yo incluso poseo un lente de cristal griego del siglo sexto antes de Cristo mismo. Fotos de muchos de estos antiguos lentes aparecen en mi libro. Cualquier persona interesada en los detalles de las lentes reales en sí debe obtener la edición de tapa dura de mi libro, porque diez apéndices completos de esta información detallada se han omitido en el libro de bolsillo, porque el libro era demasiado grueso. ¡Lentes antiguos! Bueno, ¿hasta dónde se remontan? Los lentes más antiguos que he localizado son los de cristal que datan de la cuarta dinastía del Antiguo Imperio en Egipto, alrededor del año 2500 antes de Cristo. Estos se encuentran en el Museo de El Cairo y dos se encuentran en el Museo del Louvre en París. Sin embargo, evidencias arqueológicas muestran que deben haber existido por lo menos 700 años antes, han sido recientemente excavadas en Abydos en el Alto Egipto. Una tumba de un rey predinástico produjo un mango del cuchillo de marfil que lleva una talla microscópica que sólo podrían haber sido hecha bajo una considerable ampliación (y por supuesto, sólo se puede ver con una fuerte lupa en la actualidad). Por lo tanto, sabemos que la tecnología de amplificación visual se utilizaba en Egipto en el 3300 A.C. Reproduzco las dos fotos y dibujos de esta crucial evidencia.
Pero la tecnología de amplificación no era de interés únicamente para hacer y ver pequeños tallados. Su uso más importante fue en los telescopios. De hecho, en la cubierta de mi libro, el lector se encontrará con una antigua imagen de una persona que mira a través de un telescopio. Esta es una foto que tomé de un fragmento de una vasija griega excavada hace unos veinte años en la Acrópolis en Atenas, y que data de alrededor del siglo 6 A.C..
Heinrich Schliemann y uno de varios lentes encontrados en Troya Si existe toda esta evidencia, ¿por qué nadie habló de ello antes? La respuesta parece ser que la capacidad única para la estupidez, que distingue a la especie humana, les causa la obstinación y la determinación de no ver. Yo lo llamo ceguera consensual. Todo el mundo está de acuerdo en no mirar las cosas que les hacen sentir incómodos o que piensan que no deberían existir. Por lo tanto, el hecho de que más de 450 lentes antiguas hayan estado sentadas alrededor de los museos del mundo durante todos estos años y han sido invisibles, sólo es explicable mediante la invocación de la teoría de que la gente subconscientemente conspira para no ver lo que no quieren ver. No es como si yo hubiese salido con un poco de evidencia vaga deseando utilizarla para construir una teoría loca por mi cuenta. Hay un montón de gente gritando con teorías basadas en un poquito de disputada evidencia. Ese no es, en absoluto, el caso de mi libro. Estoy de pie justo en el centro de la plaza de la ciudad, rodeado de una montaña de pruebas que sólo pueden ser ignoradas si las personas están tan decididas a mirar hacia otro lado, dispuestos a caminar con el cuello torcido. Asistí al 8º Congreso Internacional de egiptólogos en El Cairo en la primavera de 2000, y fui preparado para entregar un documento sobre la antigua tecnología óptica egipcia. Pero no se me permitió entregarla. Me dijeron allí que no había ‘ninguna categoría apropiada correspondiente’. Lamentablemente es cierto que no existía tal categoría, ya que yo era el único historiador de ciencia presente en el Congreso de 1,500 personas, un hecho que me pareció bastante deprimente. Valdría la pena revisar por qué mis descubrimientos son tan importantes para la egiptología, y todas las personas interesadas en las pirámides necesitan saber acerca de ellos. En primer lugar, se encuentra la famosa cuestión de la orientación de la Gran Pirámide. Está tan perfectamente orientada con los puntos geográficos de la brújula que nadie ha sido capaz de entender cómo se hizo, ya que la exactitud supera cualquier tecnología conocida hasta ahora del antiguo Egipto. Luego está la igualmente famosa pregunta de cómo fue posible la precisión extrema de la construcción de la Gran Pirámide. En 1925, J.H. Cole descubrió en su estudio que el gran pavimento, sobre el cual la Gran Pirámide parcialmente descansa y que la rodea, es plano con una precisión de 15 mm. Estudiosos anteriores habían comentado que la precisión de la superficie de la Gran Pirámide era equivalente a la precisión del mecanismo de un espejo reflector óptico en un moderno telescopio gigante. Los lados de piedra originales (ahora en gran parte destruidos) de la carcasa de la estructura han sido comparados en su precisión con el espejo del telescopio del Monte Palomar. ¿Cómo se lograron tales hazañas? Ya en los años 1960 y 1970, el físico argentino José Alvarez López afirmó que era físicamente imposible que la Gran Pirámide haya sido construida sin técnicas extremadamente precisas de topografía óptica como son utilizadas en los teodolitos. Conocí a López en la década de 1970 y me dijo esto él mismo, despertando mi interés por esta cuestión por primera vez. Pero López me dijo con tristeza que no pudo encontrar ninguna evidencia de ninguna antigua tecnología óptica, por lo que era todo un 'misterio.' Bueno, ya no es más un misterio. La Gran Pirámide fue claramente observada con las primeras formas de instrumentos de medición óptica que podríamos llamar proto-teodolitos. Todo esto está descrito con gran detalle en mi libro, e insto a todos los interesados en las pirámides leer todo al respecto. He demostrado por medio de evidencia arqueológica que la tecnología para la topografía la Gran Pirámide ha existido por lo menos ya en el 3300 antes de Cristo, y, sin duda, antes que eso, ya que apenas podemos suponer que el mango del cuchillo de marfil fue el primer tal objeto en existir, ya que es muy sofisticado y sugiere una larga tradición. Me sorprendió que, al pasearme por los museos del mundo y ver lentes antiguos en exhibición pública, éstos estuvieran etiquetados como todo tipo de cosas locas - como ¡cualquier cosa menos lentes! Cuando me fui a estudiar antiguos lentes griegos en el Departamento de Antigüedades del Museo Británico, conocí a un miembro del personal que insistió en que nunca hubo antiguos lentes griegos. (Esto a pesar del hecho de que Aristófanes describe uno en su obra Las Nubes, y existen innumerables referencias antiguas a la tecnología óptica en la literatura antigua, que he peinado exhaustivamente y descrito en mi libro.) Entonces procedí a fotografiar y medir algunos lentes antiguos griegos en esa misma sala, que el interesado se negó a reconocer, y me pareció más que un poco irónico que hay una vitrina de pie junto a la puerta de la habitación que contiene los antiguos lentes griegos mal etiquetados como "contadores", y que puede ver claramente que magnifican las hebras de la tela de debajo de ellos. Cuando estaba en el Museo Arqueológico de Atenas estudiando lentes micénicos, los cuales estaban claramente expuestos en la habitación micénica (donde están mal etiquetados), no podía dejar de ser consciente de que un ex subdirector del mismo museo había escrito un artículo sobre una lente de cristal claro que él mismo excavó en Creta, pero no mencionó en su artículo, que su propio museo tenía muchas de estas lentes en vitrinas, y que cualquiera podía entrar en el museo y verlos en cualquier día de la semana. Los lentes antiguos tendían a ser de cristal de roca hasta los tiempos cartagineses y romanos, comenzando el siglo IV AC, después de que los lentes de cristal se hicieron más comunes (que son mucho más baratos), y los lentes de cristal luego se volvieron escasos. Descubrí un número significativo de antiguos lentes británicos, mal catalogados en las colecciones de minerales. Habían sido trasladados a museos geológicos desde sus colecciones arqueológicas originales, ¡y se cree que son ‘especímenes de cristal’! Algunos de ellos eran muy ingeniosos, y tenían lo que se llama 'puntos de descanso' que sobresalen de sus lados de atrás a modo de que pudieran descansar sobre una superficie, y un artesano podría alcanzar su herramienta de corte por la parte de atrás y tener las manos libres para su trabajo. En la antigua Troya, una lente de cristal excavada por Schliemann tenía un agujero en el centro. Algunas personas pensaron que se trataba de un argumento para afirmar que el objeto en cuestión era "inútil" porque estaba perforado en el centro, y por lo tanto, claramente no era un lente. Sin embargo, el agujero en el centro de ninguna manera interfiere con la magnificación, y ofrece una manera extremadamente inteligente para que un artesano pueda insertar su herramienta de corte directamente a través del centro de la lupa, y tener una magnificación de su trabajo alrededor de él en un círculo! Schliemann excavó alrededor de 48 lentes de cristal en Troya, pero todos ellos desaparecieron durante la Segunda Guerra Mundial, y todo lo que quedaba eran descripciones del catálogo y una foto única de cuatro de las lentes en un grupo (reproducidas en mi libro).bibliotecapleyades

El misterio de la muñeca Okiku

Del maravilloso país del sol naciente nos llega esta misteriosa historia compartida por un lector cuya identidad prefiere dejar en el anonimato y es la historia de la muñeca Okiku.La historia comienza con una niña japonesa llamada Kikuko de tres años de edad que en 1932 contrajo una grave enfermedad que la obligó a guardar cama durante algunos meses. Durante su convalecencia, el hermano de Kikuko visitaba la ciudad de Hokkaido (Sapporo) comprándola una simpática muñeca a la que bautizó como Okiku. Kikuko, pese a estar muy enferma, no se separaba de ella y la cuidaba a conciencia para que no sufriese daños. No obstante, con el paso del tiempo la niña iba empeorando y, en Enero de 1933, la niña falleció tras pasar algo mas de cinco meses en la camaComo es costumbre en Japón, el día de la cremación del cadáver colocaron los objetos que la niña mas estimaba para que se quemasen junto a ella, pero debido al gran dolor de su pérdida, la familia olvidó dejar la muñeca entre los objetos que debían incinerarse. Contrarios a quemarla a posteriori, la familia decidió conservar la muñeca, colocándola algunos días después junto a las cenizas de la pequeña. Con el paso del tiempo, la familia comenzó a percibir como los pelos de la muñeca comenzaban a crecer, por lo que comenzaron a dudar sobre la divinidad de tan preciado objeto. Con el comienzo de la II Guerra Mundial, la familia emigró y confió la custodia de la muñeca a los sacerdotes del templo Mannenji, que la guardaron junto a las cenizas de la niña. Con el fin de la guerra, y con la familia de vuelta, estos percibieron asustados que el pelo no paraba de crecer, llegando ya casi la mitad de la espalda.
El templo, situado en Hokkaido, es visitado por miles de curiosos cada año que quieren comprobar por ellos mismos la fantástica transformación. Hoy en día aseguran que no solo el pelo se ha transformado, sino que los labios, que antes estaban cerrados, ahora permanecen abiertos y con un cierto toque de humedad, y que los ojos fijos parece que miran al visitante como si tuviese vida propia. La prensa nacional no tardó en hacerse eco del fenómeno, que ha sido estudiado por varios científicos locales sin haber encontrado explicación satisfactoria. A día de hoy, el pelo ya casi supera la cintura y muchos dicen que jamás parará de crecer.ciudadparanormal
Según una profecía, la puerta se abrirá algún día y los dioses volverán en sus naves solares. La leyenda cuenta que grandes héroes atravesaron la puerta para llevar una vida gloriosa de inmortalidad. Personas que pusieron sus manos sobre la puerta tuvieron visiones de estrellas, columnas de fuego y música extraña. Una estructura enorme y misteriosa con apariencia de puerta se ha redescubierto en la región montañosa de Hayu Marca, del Perú meridional, cerca del lago Titicaca. Hayu Marca, a 35 kilómetros de la ciudad de Puno, se ha reverenciado desde hace mucho tiempo por los indios locales como "la Ciudad de los Dioses", y nunca se ha explorado completamente debido al terreno accidentado de la montaña. Aunque no se ha descubierto ninguna ciudad real nunca, muchas de las formaciones rocosas de la región se asemejan a edificios, a dinosaurios y a estructuras artificiales. La Puerta de Hayu Marca (Puerta de los Dioses) fue tallada de una cara natural de la roca, en algún tiempo del pasado distante, y mide exactamente siete metros en altura por siete metros en anchura, con un nicho o hueco más pequeño en el centro en la base, en la cual mide justo dos metros de altura. Jose Luis Delgado Mamani un guía turístico local, encontró por casualidad la estructura mientras hacía una excursión a través de las colinas circundantes para tratar de familiarizarse él mismo con la zona, para su trabajo como guía de turistas montañeros. "¡Cuando vi la estructura por primera vez, casi pasé de largo!" dijo Mamani en una entrevista con la prensa local. "He soñado con tal construcción en varias ocasiones a lo largo de los años, pero en el sueño el sendero a la puerta estaba pavimentado con mármol rosado, y con estatuas de mármol rosado alineadas a cada lado del sendero. En el sueño, también vi que la puerta más pequeña estaba abierta y que había una luz azul brillante que venía de lo que parecía un túnel reluciente. He comentado estos sueños a mi familia muchas veces, y así cuando finalmente contemplé la puerta fue como una revelación de Dios. ¿Cómo ordena uno una aparición tan extraña?" Las autoridades arqueológicas Después de descubrir la puerta a principios de este año, Luís entró en contacto con autoridades arqueológicas de Puno, la Paz y Lima, y en poco tiempo la zona fue sitiada por arqueólogos e historiadores de los incas. Resultó que los indios nativos de la región tenían una leyenda que hablaba de "una entrada a las tierras de los Dioses", y en esa leyenda se decía que en tiempos lejanos grandes héroes había ido a unirse a sus dioses y pasaron a través de la puerta para una nueva vida gloriosa de inmortalidad, y en raras ocasiones esos hombres volvieron durante poco tiempo con sus dioses para "inspeccionar todas las tierras en el reino" a través de la puerta. Otra leyenda cuenta el tiempo en el que los conquistadores españoles llegaron a Perú y saquearon el oro y las piedras preciosas de las tribus incas. Un sacerdote inca del templo de los siete rayos llamado Aramu Muru huyó de su templo con un disco sagrado de oro conocido como "la llave de los dioses de los siete rayos", y se ocultó en las montañas de Hayu Marca. Finalmente llegó hasta la puerta que había sido observada por los sacerdotes chamanes. Les mostró la llave de los dioses y se realizó un ritual que concluyó con un acontecimiento mágico iniciado por el disco de oro que abrió la puerta, y según la leyenda emanó luz azul de un túnel interno. El sacerdote Aramu Muru entregó el disco de oro al chamán y luego pasó a través de la puerta, y, "nunca se le volvió a ver otra vez". Los arqueólogos han observado una pequeña depresión circular en el lado derecho de la pequeña entrada, y han teorizado que aquí es donde un disco pequeño se podría colocar y sostener por la roca. Visiones de las estrellas Algunos individuos que han metido sus manos en la puerta pequeña han comentado una sensación de energía fluyendo así como extrañas experiencias tales como visiones de estrellas, columnas del fuego y sonidos de una música rítmica insólita o extraordinaria. Otros han dicho que han percibido los túneles en el interior de la estructura, aunque nadie ha encontrado hasta ahora un boquete que ilustraría la apertura de la puerta. Por el contrario, la opinión profesional es que no hay una puerta real, porque el marco, la entrada y la parte posterior del hueco están todos tallados en la misma roca.
Es interesante observar que la estructura se asemeja innegablemente a la Puerta del Sol en Tiwanaku (Tiahuanaco) y a otros cinco sitios arqueológicos que forman juntos una cruz mediante líneas rectas imaginarias que se cruzan exactamente en el punto en donde se localiza la meseta y el lago Titicaca. Noticias de la región durante los últimos veinte años han indicado una importante actividad ovni en todas estas zonas especialmente en el lago Titicaca. La mayoría de los informes describen esferas azules que brillan intensamente y objetos en forma de disco blanco brillante. La leyenda ya mencionada concluye con la profecía que la puerta de los dioses se abrirá un día "muchas veces más grande de lo que es actualmente" y permitirá que los dioses regresen en sus naves solares.bibliotecapleyades

El Alma de los Animales

Son innumerables los casos de animales que realizan actos portentosos de fidelidad y amor a los seres humanos. Es conmovedora la historia de Alex, un loro gris que el día antes de morir le dijo a su dueña: “Se buena. Te quiero”. Una ballena beluga que sacó del mar a un buceador que había quedado atrapado en el hielo, o unos chimpacés que cuando un compañero murió se abrazaron en silencio y solemnidad en el momento en que los cuidadores llegaron a retirar el cadáver. Siempre he escuchado que los animales no tienen alma pero tengo animales en casa, especialmente gatos, y la convivencia y el compartir tantas cosas con ellos me han llevado a dudar rotundamente de esa creencia popular. Todo aquel que haya tenido la hermosa experiencia de compartir su vida con un animal, sabrá de lo que estoy hablando. Se trata de sus ojos, de su comportamiento, de sus miradas, su carácter, su lealtad y su amor incondicional. Cuentan, aquellos que realizan viajes astrales, que en ese otro mundo paralelo al nuestro, se encuentran con muchos animales. Existen innumerables experiencias con mascotas fallecidas e incluso comentan que a nivel telepático puedes tener pequeñas conversaciones, muy simples eso sí, con ellos. También es muy frecuente encontrar a los animales domésticos vivos, especialmente gatos, en ese plano. Para los animales, el desdoblamiento astral es algo sencillo, en cambio, los seres humanos hemos perdido la habilidad de hacerlo de forma consciente y debemos aprender como si fuésemos niños chicos. Algo que también se escucha es que los animales poseen un alma grupal o colectiva porque aún no han evolucionado como seres individuales o son incapaces de hacerlo. Pero hay muchos testimonios de personas que realizan viajes astrales que hablan de la existencia de animales con conciencia individual. Aunque existe una diferencia entre unas especies animales y otras: animales como insectos, anfibios y otros, poseen un alma colectiva mientras que los animales que viven en contacto con seres humanos como gatos, perros o caballos tienen un alma individual. Todos los testimonios coinciden: los animales que conviven con nosotros y que tanta sensibilidad y amor nos dan en vida, son mucho más inteligentes en esa otra realidad astral y parece que responden a las necesidades humanas. Cada noche los seres humanos hacemos un viaje astral inconsciente pues una de las finalidades del sueño humano es “recargarnos” de energía universal. Los gatos muchas veces nos acompañan y protegen nuestro cuerpo en el viaje astral, vigilan nuestra evolución, y son grandes transmutadores de energía. No es casualidad que los egipcios embalsamasen a sus gatos, sabían de su poder. Tampoco es casualidad ver como algunos animales domésticos comienzan a seguir con la mirada fija un punto invisible en el techo o la pared. Ellos poseen visión astral, por eso nosotros no podemos ver lo que ellos ven. Incluso cuentan que cuando viajas por ese misterioso plano de existencia, los animales te detectan, ladrando o maullando a tu paso. El hecho de que algunos animales tengan una proyección de su existencia, en el caso de los animales “vivos” y que haya una supervivencia en el caso de los animales “fallecidos”, demuestra la presencia de una conciencia que trasciende esta realidad física. El hecho determinante de que los animales ayuden a las personas y que incluso, en casos extremos, hayan dado su vida por ayudarnos o salvarnos, demuestra que tienen un libre albedrío, que deciden ayudarnos y no quedarse inmóviles. Ese acto de generosidad solo puede provenir de un espíritu evolucionado, de un alma, de una forma de conciencia que, como dice Antonio Moraga, uno de los mayores expertos en el viaje astral en este país, “los animales también tienen espíritus guías que poseen caracteres nada inferiores al mejor de los hombres”. Viendo la realidad de un modo más amplio, es decir, abriendo nuestra mente a esas maravillosas experiencias que nos cuentan algunas personas, entendemos las cosas de forma diferente, de una forma más humilde y respetuosa hacia los sentimientos de esos seres increíbles mal llamados animales. fuente del texto/ Mundo Desconocido.es

MIYAKEJIMA, CIUDAD APOCALÍPTICA

Dentro del grupo de las islas Izu, en Japón, se encuentra la isla de Miyakejima, administrada por el gobierno de Tokio y situada unos 180 kilómetros al sur de la ciudad. Con una población que no llega a los 3.000 habitantes, Miyake es una isla de apenas 55.50 km², que emerge sobre el mar como un cono volcánico activo que ha llevado a evacuar en más de una ocasión a la población al completo. Incluso, después de su última serie de erupciones en el año 2000, costó cuatro años el rehabilitar la isla para permitir el retorno de sus residentes. La actividad eruptiva es tal, que desde 2005, el monte Oyama no se ha detenido en su emisión constante de dióxido de azufre, un gas irritante y tóxico. Por ello, los residentes de Miyakejima están obligados a portar de modo permanente una máscara de gas, aunque no deben utilizarla de un modo constante. Los niños deben llevar consigo su máscara al asistir al colegio. En la isla, un sistema de medición y alarmas alerta a la población en caso de necesitar utilizar las máscaras ante el aumento dramático de los niveles de azufre en el aire. El sistema de alerta, de cuatro niveles, se basa en las concentraciones de dióxido de azufre en las distintas zonas de la isla. En un nivel tres se aconseja a los residentes utilizar las máscaras y permanecer en lugares cerrados, mientras que a un nivel cuatro, se exige evacuar la zona. El dispositivo de alerta tuvo que ser activado tan sólo una semana después de que los residentes retornaran a la isla en el año 2005. Miyakejima es accesible por ferry durante la noche, saliendo desde Takeshiba Sanbashi Pier, cerca de Hamamatsucho, en Tokio o por helicóptero. Los vuelos de avión, suspendidos desde la última erupción, fueron reanudados en el año 2008 después del descenso de los niveles de dióxido de azufre a niveles razonables. A pesar del panorama y el aspecto nada alentador de la isla de Miyakejima, los turistas están habilitados a visitarla, atraídos sobre todo por los paisajes exuberantes y la posibilidad de bucear en un área llena de vida marina. Las máscaras de gas, están disponibles en la llegada a las tiendas turísticas de la isla, para llevarlas de recuerdo tras la visita, como un exótico souvenir.

domingo, 21 de julio de 2013

Mapas de lugares que existían antes de ser descubiertos

Si bien es cierto, aunque anotáramos algunos casos más, no es posible afirmar con toda certeza y rigor, que existió una tecnología avanzada hace miles de años atrás capaz de desarrollar técnicas y perfeccionarlas paulatinamente, de hecho, muchos de los acontecimientos y relatos que hacen referencia a antiguas civilizaciones, se encuentran sumergidas en la nebulosa del mito y la leyenda, otras son referencias de referencias que poco pueden aportar a nuestras creencias actuales y a la manera en que concebimos el desarrollo dela humanidad. Dentro de este contexto, existen pruebas fehacientes y tangibles, que nos hacen pensar y reflexionar acerca de nuestro origen y función en el Cosmos, pruebas que están allí intrigándolos y a la vez fascinándonos con su existencia , que tal vez para científicos y matemáticos sería mejor no tenerlas, pero allí están pidiéndonos investigar. Debe ser el caso de los prodigiosos mapas de la antigüedad, que el Padre de Las Casas,estudioso de la gesta española en América, tuvo en su poder y le dieron pié para pensar que Colón “El Gran Descubridor“, no descubrió absolutamente nada, que no hubo tal aventura ni riesgos, que ya todo se conocía milímetro a milímetro, que nada fue al azar y que el navegante sabía dónde y hacia dónde dirigir sus embarcaciones.Por supuesto que afirmaciones cómo ésta -recordemos que Fray Bartolomé de Las Casas fue contemporáneo a Colón-, en su época seguramente le llevaron más de algún problema al frailecito, nadie cuestionaba la gesta , el arrojo y prestigio del almirante descubridor del Nuevo Mundo. Seguramente el Almirante consiguió en forma silenciosa y minuciosamente, unos mapas tan antiguos como la tierra, los que le llevaron centímetro a centímetro en su travesía hacia “mundos desconocidos“. ¿Cuales pudieron ser estos mapas?, ¿Cómo, cuándo y por quién fueron creados? Es sabido que en muchas de las antiguas culturas, nuestro planeta Tierra ya era conocido casi en su totalidad, como gran ejemplo podemos citar a Platón, ¿a que lugares se referiría con estos términos?: “…el Atlántico es navegable desde una isla situada al Oeste de los estrechos que llamados las columnas de Hércules; desde ella podían alcanzarse otras islas y desde éstas era posible pasar al continente que había frente a ellas y que circunda al verdadero Océano“. Es decir, que más allá del Estrecho de Gibraltar, haciendo una escala en las Islas Canarias, se llega a las Antillas y desde este punto se puede alcanzar América, el continente que limita el Océano Atlántico. En la Universidad de Yale, se guarda un mapa fechado en 1440, que da claras señales que los vikingos llegaron a Groenlandia y Canadá siglos antes de que lo hiciera Colón. Nasireddin Tusi, estudioso de la cartografía y astrónomo del siglo XIII ,describió con bastante exactitud las costas de Sudamérica, doscientos cincuenta años antes de que fueran descubiertas “oficialmente”

sábado, 20 de julio de 2013

Los Viajes de Gulliver, un verdadero Enigma

Los “Viajes de Gulliver”, de Jonathan Swift, es una obra de literatura infantil o juvenil. Pero contiene unas informaciones científicas asombrosas, además de algunas situaciones realmente curiosas. Los dos satélites de Marte (el dios de la guerra), Fobos y Deimos, fueron descubiertos por el astrónomo norteamericano Asaph Hall en el año 1877. Sus nombres significan Miedo y Terror (¡!!). Lo extraño es que son descritos en la obra de Jonathan Swift, con sus parámetros exactos, en 1726, 150 años antes de su descubrimiento oficial. En la tercera parte de los “Viajes de Gulliver”, se describe los dos satélites de Marte, por boca de Gulliver, y da sus coordenadas con una precisión sorprendente: Leemos en el texto de Swift: “Han descubierto (se refiere a los científicos tripulantes de la gigantesca “isla volante” que recogieron a Gulliver), dos estrellas interiores o satélites, que giran alrededor de Marte, del que el más próximo se encuentra de su centro a tres veces exactamente de su diámetro y el más alejado a una distancia de cinco veces el mismo diámetro”.
Estas medidas son completamente exactas. Gulliver proporciona muchos más datos, que no detallamos, pero que son tan correctos y precisos como los anteriores. Pero la pregunta que hay que hacerse es ¿cómo llegaron esos datos a Swift 150 años antes del descubrimiento oficial de los satélites de Marte? Pues bien: las informaciones sobre los satélites de Marte fueron dadas a Gulliver por los tripulantes de la “Isla Voladora”. ¿Tripulantes de un Ovni?. Y éstos ¿cómo lo sabían?. Y por si fuera poco le dijeron a Gulliver que ellos eran marcianos, que venían del “Planeta Rojo”. Gulliver (Swift en este caso) tuvo información que “alguien” le hizo llegar. Informaciones que han resultado ser ciertas. La única duda que subsiste es saber quién era ese alguien. ¿Extraterrestres?
Marte ha sido siempre enigmático por naturaleza. El astrónomo italiano Schiaparelli en 1877, creyó ver unas líneas transversales que surcaban el planeta y que él asoció a gigantescas obras de ingeniería, y las identificó como “canales”. Percival Lowell pensó que aquellos canales eran construcciones de los últimos habitantes del planeta que trataban de subsistir en un mundo agonizante, dónde el agua era ya muy escasa. Y finalmente, en una de las fotografías de la región marciana de Sidonia, aparecen una formaciones muy similares a las pirámides egipcias y lo que es más asombroso, también parece verse reflejado un rostro con rasgos casi humanos, parecido a la Esfinge. Y una última cuestión sobre los satélites marcianos. El astrofísico Josiph Schlowski sostiene que Fobos es un satélite hueco, ya que su peso no correspondería a su tamaño. Según los conocimientos actuales, no existe en el Universo ningún cuerpo planetario que sea hueco. Exceptuando, claro, que sea artificial.