Buscar este blog

domingo, 20 de agosto de 2017

Fue Enoc el constructor de la Gran Pirámide de Egipto?

¿Fue Enoc el constructor de la Gran Pirámide de Egipto?

En la orilla occidental del Nilo, está la más antigua de las maravillas del mundo antiguo, la Gran Pirámide. Según la historia aceptada, la Gran Pirámide fue construida aproximadamente en el 2.500 a.C. con el propósito de ser la tumba del faraón Khufu. Sin embargo, la datación de la pirámide y su asociación con Khufu se basa enteramente en el descubrimiento hecho en 1837 por el explorador británico Richard William Howard Vyse (fue un soldado británico, un antropólogo y un egiptólogo).
Richard Vyse descubrió cuatro pequeñas habitaciones construidas (con alturas entre 0,5 metros y 1,2 metros) por encima de la Cámara del Rey, que habían sido abiertas usando explosiones.
En algunas de las paredes y techos de estas habitaciones (que estaban vacías en el interior) se encontraron jeroglíficos hechos con pintura roja (pero sólo en los bloques de piedra caliza), que fueron agregados por los trabajadores en los equipos de trabajo. Las inscripciones incluían dos cartuchos (nombres reales encerrados en un óvalo): «Khufu» y «Khnum-Khufu».
Los egiptólogos fueron entonces capaces de atribuir la gran pirámide a Khufu, y la fecha de construcción datada en el 2500 a.C que creen que es cuando Khufu reinó. Puesto que las piedras no pueden ser datadas con carbono y no hay otra inscripción en la pirámide excepto para ese cartucho, esta datación no puede ser desafiada.
El General de División Richard William Howard Vyse fue un soldado británico, antropólogo y egiptólogo.
El General de División Richard William Howard Vyse fue un soldado británico, antropólogo y egiptólogo.
Sin embargo, la nueva evidencia que se ha encontrado en el diario del coronel Vyse hace que los investigadores cuestionen su descubrimiento. Algunos incluso han sugerido que él puede haber falsificado el nombre de Khufu.
En el diario privado de Vyse se pueden encontrar contradicciones. En sus notas privadas, se puede notar que estaba desesperado por encontrar un cartucho. En esta noche particular, escribe, no había nada en la cámara que parezca jeroglífico. Y luego, en su libro publicado tres años más tarde menciona: «Sólo pudo distinguir un cartucho».
Después de la evidencia contradictoria expuesta en 2014, dos de los estudiantes de arqueología de la Universidad de Dresde contrabandearon una muestra de la pintura utilizada en las marcas que hacían mención a Khufu y habían sido analizadas por un laboratorio alemán.
La muestra era demasiado pequeña para datarla mediante el carbono, pero los técnicos pudieron determinar algo impactante: el pigmento no había sido colocado en los bloques de piedra originales, sino que fue agregado más tarde cuando se hicieron las reparaciones. Este hallazgo sugiere que el cartucho no era original ni correspondía a la construcción de la pirámide sino que pertenecía a una fecha mucho más posterior.
Supuesto cartucho del Rey Khufu
Supuesto cartucho del Rey Khufu
El coronel Vyse ha gastado más de 1,3 millones de dólares en su expedición para descubrir la verdad sobre la gran pirámide.
¿Es posible que él en su desesperación para encontrar algo, hizo lo impensable, que hizo un nombre forjado de Khufu en la pared de la cámara? ¿Estableciendo una fecha inexacta para la estructura?
Curiosamente, esta no es la única evidencia que contradice la fecha de la pirámide y todo el complejo de Giza. Un manuscrito correspondiente al siglo VII a.C, conocido como la «Estela del Inventario» descubierta en 1958.
La «Estela del Inventario» fue descubierta en 1858 en Giza por el arqueólogo francés Auguste Mariette, durante las excavaciones del templo de Isis. La tablilla estaba situada muy cerca de la Gran Esfinge de Giza.
La «Estela del Inventario» fue descubierta en 1858 en Giza por el arqueólogo francés Auguste Mariette, durante las excavaciones del templo de Isis. La tablilla estaba situada muy cerca de la Gran Esfinge de Giza.
La ‘Estela del Inventario’ (también conocida como la Estela de la Hija del Rey) es una tablilla conmemorativa egipcia antigua correspondiente a la 26ava dinastía (670 AC). Fue encontrada en Giza durante el siglo XIX. La estela presenta una lista de 22 estatuas divinas en un templo de Isis y continúa afirmando que el templo existía desde antes del tiempo de Khufu (hacia el 2.580 a.C).”
La estela fue descubierta en 1858 en Giza por el arqueólogo francés Auguste Mariette, durante las excavaciones del templo de Isis. La tablilla estaba situada muy cerca de la Gran Esfinge de Giza.
La Estela del Inventario plantea la pregunta: ¿qué pasa si Khufu estaba reparando la Esfinge que supuestamente fue construida por su hijo? ¿Cómo podría estar haciendo eso? Esto podría sugerir que la Esfinge ya era antigua en el momento de Khufu.

¿Podría la datación de todo el sitio de Giza estar equivocado?

En 1992 el geólogo Robert Schoch de la Universidad de Boston creó un revuelo entre los egiptólogos cuando sugirió, basándose en las erosiones del agua en el recinto de la Esfinge, que el sitio correspondía aproximadamente al 10.500 aC
Algunos egiptólogos creen que probablemente fue construido a partir de la Edad de Hielo, quizás por otra civilización más antigua y más evolucionada que la posterior. Muchas inscripciones muestran imágenes de algunas máquinas voladoras que construyeron las pirámides y la Esfinge
Sobre la base de la capacidad de los climatólogos para calcular con precisión los períodos lluviosos del pasado, se han llegado a nuevas conclusiones sobre la datación de la Esfinge. Parece que la roca que compone la famosa construcción estuvo expuesta a la erosión entre los años 7.000-5.000 a.C, período que corresponde a períodos lluviosos en la historia egipcia, lo que hace que la Esfinge sea mucho más antigua de lo que dicen los egiptólogos. (Lynn Picknet & Clive Prince, Stargate Conspiracy, página 58) símbolo de la civilización egipcia.
Robert M. Schoch (nacido el 24 de abril de 1949) es profesor asociado de Ciencias Naturales en el College of General Studies. Es un defensor de la hipótesis de la erosión hídrica de la Esfinge.
Robert M. Schoch (nacido el 24 de abril de 1949) es profesor asociado de Ciencias Naturales en el College of General Studies. Es un defensor de la hipótesis de la erosión hídrica de la Esfinge.
Al igual que la Esfinge, ¿es posible que la gran pirámide sea también mucho más antigua de lo que los egiptólogos están dispuestos a admitir?

Pero si es así, ¿quién lo construyó?

Según el escritor árabe Al-Maqrizi, la gran pirámide no fue construida por Khufu, la gran pirámide fue construida mucho antes de la gran inundación por un rey con el nombre de SAURID, y luego los viejos escritores árabes claramente vieron que SAURID era la misma persona que la sociedad hebrea llama Enoc.

¿Quién es este personaje llamado Enoc?

En «Antiguas leyendas de los judíos», Enoc es un «rey sobre todas las personas», que reinó durante exactamente 243 años. En el libro del Génesis, Enoc es mencionado como uno de los diez patriarcas que reinaron antes del Diluvio. En la Biblia, Enoc es mencionado en cinco oraciones (Génesis 5:21 – 24)
Enoc pudo haber sido el constructor de la Gran Pirámide, o al menos como lo declaró Taqi al-Din Ahmad ibn Abd al-Qadir ibn Muhammad al-Maqritu (1363-1442) en su obra escrita Khitat. Señala que Enoc era conocido por diferentes nombres por diferentes pueblos: SAURID, HERMES, IDRIS, y ENOCH.
Génesis 5:24: «Y anduvo Enoc con Dios, y ya no estaba, porque Dios lo había tomado». Enoc era el hijo de Jared (Génesis 5: 19-21), el padre de Matusalén, y el bisabuelo de Noé.
Génesis 5:24: «Y anduvo Enoc con Dios, y ya no estaba, porque Dios lo había tomado». Enoc era el hijo de Jared (Génesis 5: 19-21), el padre de Matusalén, y el bisabuelo de Noé.
A Enoc le fue comunicado (por el Arcángel Miguel y otros ángeles) de un cataclismo venidero. Le dijeron que le instruyeran para que construyera la Gran Pirámide y escondiera en ella tesoros y libros de aprendizaje y todo lo que temían podría perderse. (Para más información lea el libro La «Historia está Errada» por Erich von Daniken)
Tal vez todo lo que sabemos acerca de Egipto está mal y tenemos que volver y abrir nuestra imaginación a las posibilidades de que haya otra explicación que involucró la asistencia de extraterrestres para la creación de la Gran Pirámide.





articulo publicado en...http://codigooculto.com/2017/08/fue-enoc-el-constructor-de-la-gran-piramide-de-egipto/


Arte rupestre del desierto de Namibia revela antigua iniciación para jóvenes muchachas

Portada - Detalle del grabado con la imagen del ‘kudú danzante’ que según el investigador John Kinahan simboliza rituales de iniciación femeninos celebrados en el desierto de Namibia hace miles de años. Fotografía: John Kinahan

Cuando se examina cuidadosamente, el arte rupestre de Namibia puede arrojar luz sobre rituales olvidados y prácticas de hace miles de años. Un elemento particularmente interesante parece mostrar antiguos ritos de iniciación destinados a ayudar a las muchachas a convertirse en mujeres. Pero es posible que a primera vista no nos demos cuenta de esta interpretación de lo que parece ser una hembra de antílope danzante.
La representación de este antílope hembra, de una especie conocida concretamente como kudú, ha sido interpretada como un símbolo del aprendizaje de las muchachas acerca de cómo comportarse como mujeres en una sociedad de cazadores-recolectores que habitaba el desierto de Namibia hace unos 3.000 años.
Petroglifo del "Kudú danzante", Twyfelfontein, Namibia. (Thomas Schoch/CC BY SA 3.0)
Petroglifo del "Kudú danzante", Twyfelfontein, Namibia.
El arqueólogo John Kinahan explicaba sus impresiones iniciales sobre este grabado rupestre en declaraciones recogidas por IBTimes UK:
Parte de mi trabajo en el desierto de Namibia es buscar evidencias de qué ceremonias podrían haber tenido lugar aquí en el pasado. Hace cuarenta años me topé con esta imagen de un kudú, grabada con la poco habitual técnica del pulido de la roca, y quedé muy impactado por ella. Mis recientes investigaciones sugieren que las imágenes de kudús hembra eran esenciales en antiguos rituales de iniciación…

Dibujo del grabado rupestre de un kudú hembra hallado en el desierto de Namibia. (John Kinahan)
Dibujo del grabado rupestre de un kudú hembra hallado en el desierto de Namibia. (John Kinahan)
Kinahan sugiere que los refugios de aislamiento empleados en estas ceremonias aparecen grabados junto al kudú, añadiendo asimismo que el animal no está danzando (a pesar de ser conocido como ‘kudú danzante’); de hecho está en una posición similar a la que adoptan las mujeres al moler grano y semillas de gramíneas. Además, se insinúa la fertilidad femenina al estar la antílope dibujada como si estuviese embarazada.  
¿Pero qué inspiró a aquellos antiguos artistas para representar a una joven mujer como una hembra kudú? La conexión entre este animal y los valores sociales positivos de entonces para una mujer es la causa más probable según Kinahan, quien comentaba al respecto en IBTimes UK:
Es posible que las características sociales de la hembra kudú fueran puestas como ejemplo a seguir para las jóvenes que se preparaban para convertirse en mujeres. Las kudús son dóciles y sociables, cuidan de las crías todas juntas y colaboran entre sí sin los machos. Estas características probablemente fuesen vistas como deseables para las futuras mujeres. El kudú hembra posiblemente fue incorporado al simbolismo de las ceremonias de iniciación en las que las muchachas recorrían el camino que las llevaba a ser mujeres.

Tres kudús entre verdes pastos en Ruaha, Tanzania. (Paul Shaffner/CC BY 2.0)
Tres kudús entre verdes pastos en Ruaha, Tanzania. 
Aunque puede resultar difícil para los espectadores modernos discernir las características más sutiles del antiguo arte rupestre, Kinahan sugiere que necesitamos considerar la importancia de las creencias chamánicas en las sociedades de cazadores-recolectores del desierto de Namibia para tener una idea más exacta de cómo esta manifestación artística en particular revela antiguos rituales de iniciación. ¿Por qué? Porque fueron chamanes los que probablemente crearan las imágenes en la roca y oficiaran las ceremonias de iniciación.
El estudio de esta imagen de arte rupestre ha sido presentado en la revista Antiquity.
Cinco modernas sangomas (adivinadoras / sanadoras tradicionales) en un Umgido (Ceremonia) celebrado en Zululandia. (CC BY SA 3.0)
Cinco modernas sangomas (adivinadoras / sanadoras tradicionales) en un Umgido (Ceremonia) celebrado en Zululandia






articulo publicado en...http://www.ancient-origins.es/noticias-historia-arqueologia/arte-rupestre-desierto-namibia-revela-antigua-iniciaci%C3%B3n-para-j%C3%B3venes-muchachas-004457?nopaging=1

LAS HUELLAS GIGANTES DE AIN DARA

Resultado de imagen de ain dara syria temple
Planeta azul se hace presente nuevamente, en esta oportunidad en el impresionante templo de Ain Dara, que se encuentra ubicado al noroeste de Alepo, en Siria, está decorado con tres huellas realmente gigantes
Su significado sigue siendo un misterio para los estudiosos. Se dice que hay evidencias de que Gigantes alguna vez vagaron por toda la Tierra. Lo que muchos consideran sólo un mito es para muchos investigadores y autores la evidencia de que existían en la Tierra diferentes especies – una de proporciones mucho mayores – en el pasado lejano.
Quizás estos seres gigantescos fueron una vez malinterpretados como dioses. Ain Dara es un pequeño pueblo situado al noroeste de Aleppo, Siria, conocido por algunas estructuras notables, entre ellos el templo de Ain Dara, que se encuentra justo al oeste de la localidad. El templo fue descubierto por casualidad en 1955, cuando se encontró un colosal león de basalto.
Como resultado del hallazgo, las excavaciones se llevaron a cabo en los años siguientes revelando fascinantes piezas de la historia. Se cree que el templo de Ain Dara se remonta a la cultura sirio-hitita en la Edad de Hierro. Los sirio-hititas o neo-hititas eran un grupo de entidades políticas que surgieron al final del segundo milenio a.C., después de la caída del imperio hitita. Los estados sirio-hitita llenaron un vacío político y se convirtieron en el poder dominante en la región hasta su conquista por el Imperio neo-asirio a finales del siglo VIII aC.
Con los numerosos descubrimientos que se han hecho en Ain Dara, los expertos todavía no saben a qué divinidad se dedicó este templo y la multitud de esculturas y bajorrelieves que adornan las paredes del sitio hacen que sea extremadamente difícil para los académicos plantear una explicación. Sin embargo, incluso antes de tener la oportunidad de echar un vistazo a las bellezas interiores del templo hay mucho que ver. Al llegar, antes de entrar en el templo, hay un par de gigantescas huellas desnudas-supuestamente talladas en el suelo de piedra- que han tomado a expertos y turistas por sorpresa.
Curiosamente, hay otra tercera huella gigante no muy lejos de los dos primeros tallados en el suelo. Entonces, ¿por qué tallaron esas huellas gigantescas, y por qué tres? ¿De quién eran estas huellas? ¿Eran representaciones de los dioses? ¿Se colocaron allí por razones estéticas? ¿O son evidencia de algo mucho más impactante? Todavía se desconoce lo que se supone que representan estas gigantescas huellas.
Algunos estudiosos han sugerido que son en realidad impresiones de animales, mientras que otros creen que representan las huellas de los dioses. Tal vez, estas marcas gigantescas que miden aproximadamente un metro de longitud, estaban destinadas a ser una representación icónica de los dioses. Las huellas pueden haber sido talladas para ilustrar la presencia de una deidad local entrando al templo y acercándose al trono en el santuario interior. Hay algunos arqueólogos que especulan que las huellas masivas pueden haber pertenecido a uno de los dioses adorados en el templo ya que hay numerosas esculturas de Ishtar y las ilustraciones del antiguo dios sumerio de la tormenta Baal Haddad adornan las paredes. Son representados usando zapatos con los dedos enroscados.
Otros autores creen que hay una explicación completamente diferente y estas huellas, como muchas otras encontradas alrededor del globo, son un recordatorio de un tiempo distante cuando los dioses caminaron sobre la Tierra, haciendo temblar el planeta entero bajo sus gigantescos pies. Además, otra característica interesante del templo de Ain Dara es su similitud con la descripción bíblica del Templo de Salomón en Jerusalén. Se ha dicho que estos dos templos eran similares en tamaño, y decoración.
Antes de saltar a la conclusión de que un templo influyó en el otro, hay que mencionar que también hay templos en esa región que son comparables con el templo de Ain Dara y el Templo de Salomón. Estos templos son Ebla, Emar y Munbaqa. Por lo tanto, se puede sugerir que estos templos pertenecieron a una tradición cultural más amplia, que dominó la región durante ese tiempo. Curiosamente,
Mesopotamia es bien conocida por ser la cuna de la civilización y lugar de nacimiento de una de las historias mitológicas más grandes del planeta, por lo que hallar descubrimientos curiosos e inexplicables como las huellas masivas es algo que usted esperaría encontrar en la zona. La mitología del área circundante sugiere ciertamente una época en que los gigantes, los semidioses y los dioses vagaron la Tierra dejando su detrás su marca.

se llama El Libro de los Gigantes. Repasemos las Historias antiguas sobre estos seres.
La Biblia hace varias referencias a los Nephilim y la mayoría se puede encontrar en el libro del Génesis. La mayor parte de la información relativa a estos gigantes de la antigüedad vienen del libro apócrifo de Enoc. Esta antigua obra religiosa judía se atribuye al bisabuelo de Noé, aunque algunos estudiosos datan partes de ella a alrededor del 300 aC.
Enoc es un personaje desconcertante. El libro del Génesis nos dice que vivió en la Tierra durante 365 años, antes de ser llevado por Dios; “Él caminó con Dios, y él ya no estaba; porque le llevó Dios.” Durante su tiempo aquí, nuestro planeta también fue habitado por “ángeles” que interactuaban libremente con los humanos, y eventualmente se cruzaban con las “hijas de los hombres” y dieron a luz a una raza de híbridos anormalmente fuertes y gigantes llamados Nephilim.
El origen de la palabra Nephilim no se entiende completamente, pero los estudiosos han propuesto varias etimologías: “Los caídos”, “apóstatas”, o “estos que causan que otros caigan.” Independientemente de su nombre, los Nephilim han sido siempre un sinónimo para gigantes.
El Libro de los Gigantes encontrado en las cuevas de Qumran ofrece una perspectiva diferente de la del libro de Enoch. Aunque incompleta, los fragmentos de los rollos pintan un panorama sombrío: los Nephilim tomaron conciencia de que, como resultado de sus formas violentas y desviadas, se enfrentaron a la inminente destrucción, y que les asustó lo suficiente como para pedir a Enoc hablar en su nombre delante de Dios.




















RECOPILACION INVESTIGATIVA ING. REYNALDO PEREZ MONAGAS

articulo publicado en...https://rey55.wordpress.com/

sábado, 19 de agosto de 2017

La Glándula Pineal: ¿El mayor Secreto de la Biología Humana? ¿El Tercer Ojo?

La Glándula Pineal: ¿El mayor Secreto de la Biología Humana? ¿El Tercer Ojo?
La glándula pineal o epífisis se encuentra justo en el centro del cerebro, bien protegida entre ambos hemisferios. Es poco más grande que un guisante y su nombre se debe a que parece una minúscula piña. Fisiológicamente, produce la melatonia u «hormona de la eterna juventud» (los que logran activarla efectivamente parecen más jóvenes y ganan en salud) que regula nuestro reloj biológico. Aquí tendríamos el tercer ojo de los hindúes que se marcan en la frente, y una parte de nuestra anatomía que si sabemos «despertar» nos recompensará ampliamente.
La tuátara, un tipo de lagarto que vive en Nueva Zelanda y es un auténtico fósil viviente, conserva el «tercer ojo» como un vestigio evolutivo, que consta de una lente, una retina y un nervio conectado al cerebro, que se origina en la glándula pineal. También se ha comprobado que otros reptiles, ratas y algunos peces también tienen más o menos desarrollado un tercer ojo. Sin embargo estos animales no parecen realmente mirar con él.
En los animales superiores, aunque al principio se pensaba lo contrario, la glándula pineal está lejos de ser un anexo inútil del cerebro. La principal hormona que produce, la melatonina, está relacionada con los ciclos circadianos de sueño y vigilia, día y noche, y las fluctuaciones de la temperatura de nuestro cuerpo y nuestro metabolismo. Asimismo, es la responsable de los reajustes que tienen que llevar a cabo muchos animales con motivo de los cambios estacionales, como la hibernación, la emigración, la época de cría, etc. La mayor cantidad de melatonina se produce principalmente por la noche, por lo que la glándula «sabe» cuándo hay luz.
La glándula pineal también produce la dimetiltriptamina (DMT), un neurotransmisor sintetizado a partir de la serotonina, que se produce en grandes cantidades momentos antes de morir y es responsable de los efectos visuales del sueño. En la naturaleza también se puede encontrar en plantas como la ayahuasca y la Mimosa hostilis. Sus efectos como alucinógeno hacen que se altere dramáticamente la percepción del tiempo y se perciba como si hubieran pasado varias horas, cuando en realidad sólo han sido unos 5 ó 10 minutos.
En el ser humano, a partir de los 6 ó 7 años empieza a calcificarse y por lo tanto a mermar su actividad. Es muy sensible a ciertos tipos de sustancias, como algunos medicamentos, por ejemplo los antidepresivos contribuyen enormemente a su cristalización. Los últimos estudios han corroborado que también actúa como reguladora de la actividad reproductora y se ha incluido dentro de los órganos magnetorreceptores, es decir, que es sensible a las micropulsaciones de origen extraterrestre, al sistema cavitario ionosférico (resonancias Schumann con frecuencias de 7,8 Hz similares a las del ritmo alfa de nuestro cerebro) y en general a fuentes de campos ELF. Se sospecha que las ondas electromagnéticas artificiales producidas por la actividad humana (líneas de alta tensión, radares, telefonía móvil, ondas wifi, etc.) pudieran afectarla negativamente.
El siguiente párrafo es muy ilustrativo:
Una alegoría sería: «En el gran concierto endocrino, la glándula pineal es el director de orquesta que sigue ordenadamente la partitura, constituyendo la luz su inspiración rítmica y acompasada». En este sentido, la incidencia de otras radiaciones electromagnéticas no naturales provocaría un caos sinfónico, lo que los pinealólogos (especialistas en glándula pineal) denominan «cronopatía electromagnética interferencial» por alteración de la compatibilidad electromagnética entre el bioelectromagnetismo y la progresiva contaminación electromagnética. Como hemos mencionado la glándula pineal, a través de sus células, los pinealocitos, produce y segrega, durante la fase oscura del fotoperiodo una hormona muy importante: la melatonina. La luz continuada, y los campos ELF artificiales, por ejemplo, rompen este ritmo de secreción.
En la actualidad existen dos revistas internacionales periódicas que se dedican única y exclusivamente a publicar los avances en los estudios realizados en los laboratorios de todo el mundo: la Journal of Pineal Research y la Pineal Research Review, ambas editadas en los E.E.U.U.

Los misterios de la glándula pineal

Ya el filósofo René Descartes, en el siglo XVII, pensaba que la glándula pineal era el área donde residía el alma humana.
Dentro de las creencias o corrientes heterodoxas, se dice que las glándulas pineal y pituitaria regulan el flujo de información entre el hemisferio derecho y el izquierdo, concretamente la pineal el hemisferio derecho y la pituitaria el izquierdo.
La glándula pineal funciona como un reductor energético, convirtiendo la energía que dimana del subconsciente en otra de menor vibración que pueda ser captada por el consciente y el inconsciente. Procesos de intercambios energéticos bastante complejos pero, al mismo tiempo, rapidísimos. El punto central de recepción y distribución de energías se encuentra situado entre el tálamo y el hipotálamo, verdadero crisol alquímico en el que tienen lugar transmutaciones que convierten energías de baja vibración en otras de alta vibración.
Su función más importante es la de ser nódulo receptor de las energías mentales que provienen de dimensiones superiores, además de proporcionar conexiones telepáticas entre seres humanos de distintos o semejantes niveles. No obstante, quizá la conexión más importante que realiza sea con los archivos akáshicos. Interiormente tiene una serie de bastoncillos que se excitan de forma similar a los del ojo, aunque por su posición en el cerebro no le llega luz exterior. La excitación se produce por la energía mental que recibe.
Esta glándula también es nódulo emisor cuando el cerebro no consigue hallar una respuesta después de manejar los parámetros de que dispone, es decir, cuando el cerebro dice «no sé». Entonces es cuando busca las respuestas fuera y se dirige al archivo akáshico; luego, una vez recibida la información, pasa por los circuitos cerebrales hasta el consciente, aunque unida ya a los procesos generados por el propio cerebro (voz de la experiencia).
Cada vez que estamos percibiendo una corazonada o una intuición, la glándula pineal está vibrando, con más fuerza cuanto más fuerte sea la sensación.
Las 
culturas ancestrales, siempre más adelantadas de lo que pensamos, ya sabían o intuían que esta glándula encerraba un enorme potencial, y no son pocas las referencias a ella que podemos encontrar en los más variados soportes:
Incluso por increíble que parezca, antiguos trabajadores del proyecto Majestic-12, la conocida operación americana, les «transfirieron» algunos de sus conocimientos a escritores, científicos, guionistas y otros comunicadores que se encargaron de plasmar en diversos medios uno de sus objetivos: la creación de una glándula pineal artificial para realizar viajes astrales al pasado o al futuro. Fruto de estas «fantasías» tenemos películas como por ejemplo Contact, Minority Report o Déjà Vu.

Beneficios de la activación de la glándula pineal

Dicen los expertos que activar nuestra glándula pineal nos reportará enormes beneficios y nos abrirá a nuevas posibilidades. Entre ellas, quizá lo más destacable sea la «apertura» o conexión con nuestra esencia divina, nuestra energía universal. Los que han pasado por esta experiencia aseguran que cuando activamos nuestra glándula pineal, somos conscientes de que somos energía viviendo una experiencia humana y estamos hechos a imagen y semejanza de un arquetipo que contiene toda la percepción, por eso nos pasamos la vida buscando esa percepción en todo lo que hacemos, pues no hacemos más que buscar lo que ya conocemos o intuimos. Estamos aprendiendo a crear con amor, mientras encontramos nuestro camino de regreso a casa.
La activación también viene acompañada de un sentimiento de comunión universal, una sensación de felicidad, positividad, alegría y bienestar permanente. Mantiene a raya los radicales libres, por lo que las enfermedades remiten. Incluso se han dado casos de sanación de enfermedades graves, como cánceres
Otros beneficios que comporta es el sentirnos más equilibrados con nosotros mismos; el llevarnos a vivir en el aquí y el ahora, enfocándonos en lo positivo y en la gratitud, en vez de en la carencia. Los dos hemisferios cerebrales se conectan; la sensación de estrés se reduce notablemente. Entramos en la percepción cuántica del mundo, por lo que se puede decir que vemos las cosas «con otros ojos».
Por último, también se consigue el desarrollo de la percepción y las facultades extrasensoriales.
Ahora cabe preguntarse: ¿cómo podemos activar nuestra glándula pineal? En prácticamente todas las regiones del mundo podemos encontrar seminarios y talleres donde nos enseñarán cómo hacerlo. La técnica se basa fundamentalmente en una serie de meditaciones y visualizaciones guiadas. Normalmente en un fin de semana se puede llevar a cabo, pero luego tenemos que seguir una disciplina de ejercicios en casa. Uno de los métodos más conocidos es el método Cyclopea de la mexicana Fresia Castro, basado en un conglomerado de conocimientos de culturas ancestrales.




articulo publicado en...http://codigooculto.com/2017/08/la-glandula-pineal-el-mayor-secreto-de-la-biologia-humana-el-tercer-ojo/

TESLA Y SU EXPERIMENTO DE VIAJE EN EL TIEMPO PARA VER EL PASADO, PRESENTE Y FUTURO TODO AL MISMO TIEMPO

Aparentemente, Tesla también estaba obsesionado con el viaje en el tiempo. Trabajó en una máquina del tiempo y supuestamente tuvo éxito, diciendo: “Pude ver el pasado, el presente y el futuro al mismo tiempo”.
La idea de que los seres humanos son capaces de viajar en el tiempo ha capturado la imaginación de millones de personas en todo el mundo. Si nos fijamos en la historia, encontraremos numerosos textos que pueden interpretarse como evidencia de viajes en el tiempo.
Cuando Albert Einstein publicó su teoría de la relatividad en 1905, creó un zumbido en la comunidad científica, abriendo la página para muchas preguntas tales como: “viajes en el tiempo, una posibilidad?”

INCLUSO HAY EVIDENCIA DE VIAJES EN EL TIEMPO EN LA BIBLIA SEGÚN ERICK VON DANIKEN:

“En la Biblia, el profeta Jeremías estaba sentado junto con algunos de sus amigos, y había un niño. Su nombre era Abimelec, y Jeremías dijo a Abimelec: Sal de Jerusalén, hay una colina y recoja unos higos para nosotros. El muchacho salió y recogió los higos frescos. De repente, Abimelech escucha un poco de ruido y viento en el aire, y él se vuelve inconsciente, tenía un apagón. Después de un tiempo, se despierta de nuevo, y vio que era casi la noche. Así que cuando regresa a la sociedad y la ciudad está llena de extraños soldados. Y él dice: “¿Qué está pasando aquí? ¿Dónde están Jeremías y todos los demás? “Y un anciano dijo: “Eso fue hace 62 años”. Es una historia de viajes en el tiempo escrita en la Biblia. – Von Däniken.
Si nos fijamos en el Mahabharata, escrito en el siglo VIII aC, el rey Raivata se describe como viajar a los cielos para encontrarse con el dios creador Brahma, sólo para regresar a la Tierra cientos de años en el futuro.
En Japón, la leyenda de Urashima Taro describe la historia de una visita de un pescador al dios protector del mar- Ryūjin en un palacio bajo el agua por lo que parecía sólo tres días. Cuando vuelve a su aldea de pescadores, encuentra que han pasado 300 años que se ha ido.
Quizás todos estos “mitos” inspiraron a grandes pensadores para intentar y encontrar una manera de alcanzar el viaje del tiempo.
No hace mucho tiempo, un equipo de científicos de la Universidad de Queensland, Australia, ha simulado cómo los fotones que viajan en el tiempo podrían comportarse, lo que indica que al menos en un Dique cuántico la paradoja del abuelo -que demuestra cómo el viaje en el tiempo no es posible- puede ser resuelta. El uso de fotones -celas partículas de luz- simula las partículas cuánticas viajando hacia el pasado. Después de estudiar sus comportamientos, los investigadores revelaron posibles aspectos anómalos de la física moderna.
Sin embargo, parece que Nikola Tesla pudo haber trabajado en el viaje del tiempo antes de que la ciencia moderna pensara incluso que era posible.
Según los informes, en 1895 Tesla hizo un descubrimiento sorprendente que sugiere que el tiempo y el espacio podrían ser influenciados por campos magnéticos. Supuestamente, esta idea -que se podía alterar el tiempo y el espacio por campos magnéticos- llevó a una serie de experimentos que supuestamente dieron a luz al infame proyecto de Filadelfia -considerado en su mayoría un engaño.
Se cree que Tesla trabajó en la idea de viajar en el tiempo, descubriendo resultados sorprendentes en el camino. Usando campos magnéticos, Tesla encontró que la barrera espacio-temporal podría ser “alterada” y accedida mediante la creación de un “caballo de Troya” que eventualmente llevó a un tiempo diferente.
Sin embargo, todavía no está claro si Tesla realmente logró esto, ya que no hay documentos que demuestren -o para ese caso- que se produjo algo como esto.
Lo único que sabemos es que los informes indican que en 1895, un testigo encontró a Tesla en una pequeña cafetería que parecía agitada y perturbada. Su ayudante afirmó que Tesla estaba casi electrocutada por una máquina mientras Tesla intentaba resolver el enigma del viaje en el tiempo.
Después de casi morir, Tesla afirmó que se había encontrado en una ventana de tiempo y espacio totalmente diferente, donde podía ver el pasado, el presente y el futuro al mismo tiempo mientras permanecía dentro del artificialmente creado “campo magnético”.










Via: ancient-code.com
articulo publicado en...http://misteriomundial.com/ciencia/tesla-y-su-experimento-de-viaje-en-el-tiempo-para-ver-el-pasado-presente-y-futuro-todo-al-mismo-tiempo/

Las expediciones de los faraones egipcios al mítico país de Punt

Portada - Relieve de la expedición de Hatshepsut en el templo de Hatshepsut, Deir el-Bahari, Luxor, Egipto. (Bernard Dupont/Flickr)
Durante siglos, cientos de arqueólogos, egiptólogos e historiadores fueron en busca de las maravillosas tierras del país de Punt, pero nadie ha logrado encontrar nunca su localización concreta. ¿Existió realmente Punt? Hay numerosas referencias que nos hacen creer que Ta Necher, el país del dios, como lo llamaban los antiguos egipcios, fue mucho más que una leyenda o un mito.
Ya desde la dinastía V se tienen referencias sobre él, siendo el faraón Sahura quien enviase una de las primeras expediciones egipcias a dicho país. Pero también lo harían otros faraones como Mentuhotep III y Sesostris III, llegando a quedar inscritas tales expediciones en la mismísima Piedra de Palermo.
La "Piedra de Palermo", gran fragmento de piedra tallado con caracteres jeroglíficos, de gran importancia para la cronología del Antiguo Egipto. Museo Arqueológico regional de Palermo, Italia. (Dominio público)
La "Piedra de Palermo", gran fragmento de piedra tallado con caracteres jeroglíficos, de gran importancia para la cronología del Antiguo Egipto. Museo Arqueológico regional de Palermo, Italia. 

Punt se convirtió en una fuente inagotable de riquezas para Egipto: animales exóticos, oro, piedras preciosas, maderas, perfumes y ricos inciensos abastecieron al “país de la tierra negra” durante varias expediciones organizadas por diferentes faraones. Pero fue, sin duda, la expedición dirigida por la reina Hatshepsut, ya en la dinastía XVIII, de la que más y mejores registros poseemos. Las paredes de su templo en Deir el Bahari son testigos de su campaña. Y así quisieron contárnoslo.
“Exploraré las rutas hacia Punt, descubriré los caminos hacia las terrazas de mirra, tras guiar a la tropa por mar y tierra para traer maravillas de la Tierra del dios para este dios que ha creado sus perfecciones…Traen muchas maravillas y toda clase de productos típicos de la Tierra del dios a por los que tu majestad les envió: montones de terrones de mirra y árboles de mirra fresca con cepellón, plantados en el patio de ceremonias para ser vistos por todos los dioses…El jefe de Punt, Palhu, su esposa Aty, sus dos hijos, de su hija y del asno que carga con su esposa…Cargando pesadamente los barcos con las maravillas del país del Punt: todas las buenas maderas aromáticas de la Tierra del dios, montones de resina de mirra, jóvenes árboles de mirra, ébano, marfil puro, oro verde de Amu, madera de cinamomo, madera-hesyt, incienso-ibemut, incienso, pintura de ojos, monos, babuinos, perros, pieles de pantera del sur, y siervos y sus hijos…”
Detalle de escultura de Hatshepsut, dinastía XVIII del antiguo Egipto, c. 1473 a. C. – 1458 a. C. Caliza endurecida, Museo Metropolitano de Arte, Nueva York. (Postdlf/GNU Free)
Detalle de escultura de Hatshepsut, dinastía XVIII del antiguo Egipto, c. 1473 a. C. – 1458 a. C. Caliza endurecida, Museo Metropolitano de Arte, Nueva York.
Aunque la localización de Punt ha llevado a los expertos a pensar que su ubicación más probable fuera la actual Etiopía o las costas de Eritrea, lo cierto es que no se han encontrado restos o fauna similar a la descrita en los relieves de Deir el Bahari que certifiquen que la lejana tierra de Punt se encontrara allí.
Aunque la relación entre Egipto y Punt sea un misterio, no es menos cierto que debió de ser cercana. Un claro ejemplo de ello lo tenemos en la tumba KV50, del Valle de los Reyes (una tumba de pozo, sencilla y de reducidas dimensiones), donde se encontraron las momias de un perro y un babuino momificados. En realidad, en esta tumba fueron hallados varios animales que han sido considerados animales de compañía del rey Amenhetep II, aunque se trate de una conjetura, ya que realmente no disponemos de datos lo suficientemente concretos como para poder afirmarlo rotundamente. También podrían ser animales que hubieran pertenecido a cualquier otro individuo enterrado en la zona. Llegados a este punto, hay que señalar que se han analizado algunos de estos babuinos procedentes del Valle de los Reyes y se ha podido constatar que su lugar de origen se halla entre las tierras de lo que hoy son Eritrea y Etiopía. Un detalle importante y curioso, ya que nos ayudaría a situar el país de Punt en dicha región, donde los conocidos relieves de Hatshepsut nos cuentan cómo una gran cantidad de babuinos fueron llevados desde Punt hasta Egipto.
Posible localización geográfica del misterioso país de Punt (Imagen: Historia Enigmática)
Posible localización geográfica del misterioso país de Punt (Imagen: Historia Enigmática)

Más de un mileno duró el comercio de materias primas entre Egipto y Punt. Finalmente, Punt desapareció del mundo egipcio y de su historia. Resulta un tanto extraño que tratándose de unas tierras tan ricas y abundantes -y con las que Egipto mantenía tan buenas relaciones-, sus relaciones desapareciesen al mismo tiempo -y del mismo modo- en que desapareció la reina Hatshepsut. Y es que a la imagen de la reina se le aplicó la conocida “Damnatio memoriae”, en un intento de borrar de la historia su reinado y su paso por el trono egipcio, condenando además el kade la reina para que jamás alcanzara los campos del Ialu, aunque el efecto producido haya sido justo el contrario al que se pretendía, ya que el magnetismo y la atracción por Hatshepsut no han cesado de crecer con el paso de los siglos.
La vida y la leyenda de la reina Hatshepsut y la tierra de Punt permanecerán unidas por siempre. Ambas son un misterio, ambas un enigma, ambas una fascinación. Y es que sus destinos, al menos por el momento, seguirán formando parte de los secretos de la tierra negra.
Momias de perro y babuino encontradas en la tumba KV50, descubierta en 1906 por Edward Ayrton. (Fotografía: Historia Enigmática)
Momias de perro y babuino encontradas en la tumba KV50, descubierta en 1906 por Edward Ayrton








Este artículo fue publicado originalmente en Historia Enigmática y ha sido publicado de nuevo en Ancient Origins en Español con permiso. 
articulo publicado en...http://www.ancient-origins.es/noticias-general-mitos-leyendas-%C3%A1frica/las-expediciones-los-faraones-egipcios-al-m%C3%ADtico-pa%C3%ADs-punt-004456?nopaging=1